11 de septiembre de 2016
11.09.2016
Lne.es »

Piloña cambia el foco contra el fuego

"Muchas veces se criminaliza a los lugareños injustamente", afirman dos expertas en agroecología que trabajan en un estudio sobre gestión forestal sostenible

11.09.2016 | 03:48
Olga Suárez, directora del centro de Formación Profesional El Prial de Infiesto, con Irene Roces y Verónica Sánchez, en su despacho.

Los vecinos del medio rural son esenciales para evitar incendios y no se les tiene en cuenta a la hora de elaborar políticas en la lucha contra el fuego. Es una de las premisas con las que trabajan las expertas en agroecología Irene Roces y Verónica Sánchez. Las jóvenes están desarrollando un estudio pionero en Piloña sobre saberes campesinos en la prevención de incendios con el apoyo del Centro de Formación Profesional "El Prial" de Infiesto, especializado en cursos de madera y mueble.

El proyecto, sufragado por la Confederación de Centros de Desarrollo Rural (Coceder), comenzó su andadura en agosto y en su fase inicial contempla entrevistas personales a expertos en la material tales como guardas forestales, movimientos ecologistas, bomberos o miembros del Instituto de Recursos Naturales y Ordenación del Territorio (INDUROT) de la Universidad de Oviedo. Los interesados en participar en el estudio pueden inscribirse en el correo proyectoincendiosprial@gmail.com.

Las impulsoras, que cursaron el máster de agroecología en el Instituto de sociología y estudios campesino de Córdoba, ya han realizado siete entrevistas a miembros de colectivos como la asociación Proyecto Roble, y en los próximos días tienen previsto visitar varios pueblos en Piloña para recoger el testimonio de los lugareños. "Muchas veces se les criminaliza injustamente, pues ellos son los que se encargan del mantenimiento de prados y de evitar que crezca el matorral".

Las profesionales defienden que una gestión forestal sostenible "es una oportunidad para fijar población, gracias al buen aprovechamiento de la madera, y favorece la biodiversidad".

El estudio contempla en una segunda fase la realización de grupos de discusión con la participación de todos los agentes implicados, cuyas propuestas para prevenir incendios como el que en 2002 arrasó el Vízcares se darán a conocer el próximo mes de diciembre a través de un informe final y de unas jornadas de difusión en El Prial. "Con esta iniciativa y otras, como la de El Sidrón, el centro apuesta por la juventud y por mantener los pueblos de Piloña vivos", resaltaron las jóvenes.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine