30 de diciembre de 2016
30.12.2016

La jueza rechaza suspender cautelarmente el convenio de Recaudación con el Principado

El auto afirma que es un servicio "esencial" que podría verse afectado y niega que prorrogar la contrata sea la única posibilidad para salvarlo

30.12.2016 | 03:35

En los muchos frentes donde se libra la guerra jurídica en torno a la remunicipalización o vuelta a lo público del servicio de Recaudación, la administración local ganó ayer una pequeña batalla frente a los trabajadores de La Auxiliar de Recaudación, la empresa que gestionaba los tributos en Oviedo y que dejará de hacerlo con el final del año. El juzgado de lo contencioso administrativo número 2 de Oviedo acaba de rechazar la suspensión cautelar del convenio con el ente público del Principado, que los abogados de los trabajadores de La Auxiliar habían pedido por el trámite de urgencia ante la inminencia del fin del contrato y la puesta en marcha del nuevo modelo para cobrar los impuestos.

La jueza Belén Alicia López sostiene que suspender el convenio con el Principado ahora podría generar "importantes perjuicios para los intereses generales por afectar a un servicio esencial de la administración local como es el de Recaudación". Y, al revés, no comparte la tesis de los abogados en la que basaban la suspensión cautelar de urgencia alegando que un fallo a su favor en el juicio que se celebre dentro de unos meses no podría ejecutarse si no se paralizaba ahora el nuevo modelo de Recaudación. La jueza entiende que en dicho caso, aunque no se pudiera modificar el sistema de Recaudación y anular el convenio, el daño para los trabajadores sí sería cuantificable económicamente y, por tanto, se daría cumplimiento así a un hipotético fallo a su favor.

La parte más llamativa de la sentencia es la que rechaza la tesis de los trabajadores de La Auxiliar de que la prórroga a su empresa es "la única posibilidad", a falta de dos días de finalización de la contrata. Al revés, el auto señala que "no puede compartirse" esta afirmación, y sugiere que "nada impediría que el servicio de Recaudación fuera adjudicado a otra empresa, o bien que se procediera por la Administración a la adscripción forzosa de personal del Ayuntamiento en atención al principio de autoorganización".

Desde el equipo de Gobierno municipal, la primera teniente de Alcaldía, Ana Taboada (Somos), manifestó que el fallo "viene a reforzar" sus tesis fundamentales: que Recaudación "es un servicio esencial" y que "el modo de gestión depende en exclusiva de este Ayuntamiento". "A pesar de los obstáculos", concluyó, "la vuelta a lo público de Recaudación es irreversible y una realidad que responde al contrato que suscribimos con los ciudadanos".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine