Operación "Dignidad"

Detenidas 37 personas en Girona por explotación sexual

La redada se ha llevado a cabo en 11 clubes de aterne de la comarca del Alto Ampurdán

01.11.2015 | 05:55

La Policía Nacional ha detenido a 37 personas en la comarca del Alto Ampurdán (Girona) por delitos de trata de seres humanos, prostitución y contra los derechos de los trabajadores. En el marco de la operación "Dignidad" se han inspeccionado 11 clubes de alterne localizados en las localidades de Rosas, Figueras y La Junquera, y se ha identificado a 363 víctimas potenciales de trata, de las cuales dos mujeres han sido liberadas de sus proxenetas y acogidas por una ONG especializada.

Según ha informado la Policía, más de diez meses de investigaciones, dirigidas por el fiscal jefe de Girona, han culminado con un operativo en el que han participado más de 200 policías, que han contado con la colaboración de doce inspectores de trabajo y de personal especializado de ONG de apoyo a las víctimas de trata.

Los agentes de la policía especializados en la lucha contra la explotación sexual de mujeres centraron sus investigaciones en las organizaciones y grupos dedicados a la explotación sexual de mujeres de distintas nacionalidades, principalmente rumanas, que operaban en diferentes clubes de alterne tras observar indicios que apuntaban a las condiciones gravosas, desproporcionadas o abusivas a las que eran sometidas las víctimas, aprovechando su situación de vulnerabilidad personal o económica. Las pesquisas se extendieron además a todas aquellas personas que protegen y amparan a estas organizaciones beneficiándose económicamente de sus víctimas.

Las declaraciones de las víctimas fueron claves

Una vez marcados los objetivos se procedió a la inspección de los locales y, con el apoyo de los inspectores de trabajo, se entrevistó de forma individualizada a las mujeres que se encontraban en los clubes con el objetivo de identificar a las víctimas de trata y explotación sexual, así como la existencia de otras conductas delictivas. Estas declaraciones fueron claves para identificar a los dueños o encargados de los locales de alterne que presuntamente se estarían beneficiando económicamente de las mujeres, así como a las que las mantendrían en los locales sin garantizar sus derechos laborales o sociales.

Así, se detuvo a 26 personas y se identificó a 363 víctimas potenciales de trata y durante toda la investigación se realizaron 11 detenciones. Además los agentes han liberado a dos jóvenes de nacionalidad rumana, que fueron acogidas por una ONG especializada.

De forma paralela, se ha desarrollado otra actuación dirigida a identificar a potenciales víctimas de trata en situación de riesgo de explotación, en este caso entre las mujeres que se encontraban ejerciendo la prostitución en las vías públicas, carreteras, glorietas y rotondas de la N-II de las mismas localidades donde se encontraban los clubes inspeccionados, donde han detectado así a otras 33 víctimas potenciales de trata.

"La explotación sexual es una actividad deshumanizante"

El ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, ha felicitado a la Policía Nacional por la operación y ha subrayado "el esfuerzo preventivo que en los últimos años están desarrollando las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado así como el Centro de Inteligencia contra el Terrorismo y Crimen Organizado". "Este trabajo de prevención, que tiene su punto de partida en los países de origen, está haciendo que la lucha contra la trata de seres humanes alcance año tras año mayores cotas de eficacia", ha añadido.

Así, ha subrayado que "las víctimas de trata padecen una intolerable vulneración de derechos incompatible con nuestro sistema democrático de valores y libertades. La trata de seres humanos con fines de explotación sexual es una actividad deshumanizante y su erradicación es una de las prioridades del Ministerio del Interior".

"Las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad abordan el fenómeno de la trata de seres humanos, y singularmente en su modalidad de explotación sexual, en una doble vertiente. Por un lado desde el ámbito preventivo, con el objetivo de detectar posibles víctimas mediante inspecciones administrativas en los lugares en los que se ejerce la prostitución, y por otro lado desde la lucha contra las organizaciones criminales", ha resaltado.

En el operativo han participado agentes de la Brigada Central Contra la Trata de Seres Humanos de la UCRIF Central de la Comisaría General de Extranjería y Fronteras, la UCRIF de Barcelona, la Brigada Provincial de Extranjería de Gerona, la Unidad de Extranjería y Documentación de La Junquera y la Unidad de Intervención Policial, en colaboración con la Inspección Provincial de Trabajo y Seguridad Social en Cataluña.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine