03 de julio de 2009
03.07.2009

El problema pendiente de 5.000 «discriminados»

03.07.2009 | 02:00

Oviedo, M. P.

El cambio de orientación del Principado no se escapa a la valoración de los sindicatos sectoriales que apoyaron el recurso contra la carrera. Para Juan Gavira, del denunciante CSI, el Gobierno «se lo ha pensado mejor» y ha dado marcha atrás desde donde dijo que iba a dejar de pagar «para devolver la bofetada a los sindicatos díscolos». Pero deja sin resolver «el problema de fondo de más de 5.000 funcionarios perjudicados, discriminados, que no están cobrando el complemento». A Gavira le llama asimismo la atención que «normalmente el Principado espera a tener el testimonio de firmeza para acatar una sentencia y en este caso haya dicho al día siguiente que cumpliría esta resolución».


Desde el sindicato ANPE, el que presentó el primer recurso al Supremo contra la sentencia del TSJA, Gumersindo Rodríguez entiende que ha logrado su objetivo. «A la Administración», afirma, «no le quedaba más remedio que seguir pagando. El recurso de ANPE imposibilitaba de facto el acatamiento de la sentencia que había manifestado la Consejera para ahorrarse dinero, porque seguramente era ésta su verdadera intención». Rodríguez da la «bienvenida» a «la no paralización del pago a cuenta» y espera «una norma que dé cobertura a todos los empleados» y esquive «la tentación de dejar a los docentes fuera».

«El Principado dijo que dejaría de pagar, para devolver la bofetada a los sindicatos díscolos»


<Juan Gavira
>

CSI

«Lo que quería Migoya cuando dijo que acataría la sentencia era ahorrar dinero»


<Gumersindo Rodríguez
>

ANPE

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook