04 de mayo de 2012
04.05.2012
 
En corto y por derecho

Leyendo a Trevanian

04.03.2012 | 01:00

A estas alturas de precampaña, el portavoz socialista en la Junta, Fernando Lastra, anda leyendo la novela de Don Winslow titulada «Satori», que en realidad es una precuela de otra titulada «Shibumi», escrita por Trevanian, pseudónimo del estadounidense Rodney Whitaker. Lastra es un entusiasta lector y devoto de Trevanian, autor de culto por «Shibumi», obra maestra de espías que trata de lo siguiente: Nicholai Hel nació en la China de la Segunda Guerra Mundial, hijo de una aristócrata rusa convertida en prostituta de lujo y de un alemán de paso. La educación de Nicholai tiene una gran influencia japonesa y su secreto es su determinación de alcanzar una rara clase de pureza personal, un estado de perfección sin esfuerzo que, en japonés, se llama «shibumi». Nicholai Hel es un experto en artes marciales, naked-kill, espionaje internacional y otras áreas culturales. También es el asesino mejor pagado del mundo. Un asesino a sueldo que mantiene algunos principios como no trabajar nunca para los EE UU y ayudar gratuitamente a organizaciones paramilitares que luchan contra la dictadura de Franco. Con ellos llega a un acuerdo de colaboración a cambio de que le protejan de la CIA.


¿Aprovechará Lastra esta lectura para la campaña?

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook