09 de febrero de 2017
09.02.2017

El Rectorado se compromete a mantener los exámenes de diciembre en la Universidad

Decenas de estudiantes se concentran en la facultad de Medicina al grito de: "No nos roben la Navidad"
"Vamos a escuchar a todos y ser flexibles", dice García Granda

09.02.2017 | 11:44
El Rectorado se compromete a mantener los exámenes de diciembre en la Universidad
El Rectorado se compromete a mantener los exámenes de diciembre en la Universidad

Al ritmo de "Ande, ande, ande la marimorena" decenas de estudiantes se han manifestado esta mañana en contra de los cambios en el calendario académico anunciados para el próximo curso. La Universidad de Oviedo decidió el martes eliminar los exámenes de diciembre y retrasar el inicio de las clases en septiembre una semana. "No nos roben la Navidad", decían las pancartas de los universitarios concentrados en la facultad de Medicina. El Rectorado se reunió poco antes con el Consejo de Estudiantes y ha anunciado que se comprometerá a mantener las pruebas de diciembre. "Confiamos en que en la reunión del lunes del Consejo de Gobierno se tengan en cuenta nuestras peticiones", expresó Jorge Fernández, representante de los alumnos, que destaca "la buena sintonía y diálogo" con el equipo rectoral.

La decisión de suprimir las jornadas reservadas a exámenes antes de Navidad, en la recta final del período lectivo del primer cuatrimestre, es rechazada en bloque por los estudiantes. Entienden que esa modificación implica que se "compriman todas las pruebas de evaluación del primer cuatrimestre en enero, retrasando las clases y finalizando el curso académico el 11 de julio". "Ya no es sólo que perdamos la Navidad. Es que no es lo mismo tener cinco exámenes en la cabeza que preparar tres. Repercute en nuestras notas", se quejó Bárbara Muñiz, estudiante de primero de Medicina. "Estamos hartos de pedir cambios. Somos nosotros los que estamos haciendo la carrera y en vez de beneficiarnos, se nos intenta fastidiar siempre", protestó Paula Medina, alumna de Enfermería.

Por su parte, el rector de la Universidad de Oviedo, Santiago García Granda, ha asegurado esta mañana, antes de participar en el acto de entrega de premios Asocas en el campus de Gijón, que entiende la preocupación de los estudiantes ante la modificación del calendario académico, "es algo importante para ellos", subrayó, "pero los centros tienen autonomía" para proponer si se reserva alguna jornada de diciembre para exámenes, precisó.

García Granda recordó asimismo que se encuentran en conversaciones con el Consejo de Estudiantes "y sabemos que la preocupación no es igual en toda la Universidad; no todos los estudiantes tienen los mismos problemas, objetivos o necesidades", mencionó el máximo responsable de la institución académica, quien a renglón seguido anunció: "Vamos a escuchar a todos y ser flexibles". La decisión, en cualquier caso, está en manos del Consejo de Gobierno que se celebrará la próxima semana.

Por otro lado, la recogida de firmas iniciada por la delegación de alumnos de la Facultad de Economía y Empresa ronda ya las 5.000 adhesiones mientras crece el malestar de los universitarios por la decisión del Rectorado de aplazar una semana el inicio de curso (del 12 al 18 de septiembre) y suspender los exámenes que hasta ahora se celebraban durante el mes de diciembre, antes de las vacaciones de Navidad. Entre tanto, la Junta de Personal Funcionario no Docente desmintió ayer que hubiera partido del Personal de Administración y Servicios (PAS) la decisión de suprimir los exámenes de diciembre.

"No es competencia de los órganos de representación del PAS la negociación del calendario académico sino que nuestra negociación se circunscribe a nuestro calendario laboral", subrayan en un escrito conjunto firmado por el presidente del comité de empresa José Carlos Álvarez Villa y el presidente de la Junta de Personal Funcionario no Docente, Ángel Izquierdo. Añaden, asimismo, que les parece muy bien que los alumnos se manifiesten contra las decisiones que les afecten negativamente "y seguramente tendrían que pedir explicaciones a los representantes de la institución e intentar arreglar cualquier desacuerdo con ellos" pero negaron rotundamente que hubiera partido del PAS la decisión de modificar el calendario docente. "No es con el PAS con quien los alumnos deben negociar sus discrepancias", insisten en el escrito, "Dado que se trata de un colectivo que lo único que hace es defender sus derechos igual que los propios estudiantes".

En el nuevo calendario que impulsa el equipo rectoral, el período lectivo del primer cuatrimestre del curso 2017-2018 va del 18 de septiembre al 22 de diciembre y la evaluación final arranca el 9 de enero hasta el día 21 del mismo mes. El período lectivo del segundo semestre se inicia el 30 de enero y concluye el 11 de mayo. Las evaluaciones finales se reinician el 21 de mayo hasta el 8 de junio.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído