10 de enero de 2019
10.01.2019
Entrevista
Las primeras palabras de la aspirante popular al Principado, en LA NUEVA ESPAÑA

Teresa Mallada: "Una transición ecológica acelerada es la muerte para Asturias"

"Las heridas en el PP están cerradas; el reto es ganar las elecciones, no hay tiempo para otras cuestiones", afirma la candidata del PP al Principado

10.01.2019 | 01:09
Teresa Mallada: "Una transición ecológica acelerada es la muerte para Asturias"

Mensaje de ilusión de cara a las autonómicas, palabras conciliadoras hacia Mercedes Fernández e ideas muy claras en asuntos sobre los que va a pivotar la campaña de las elecciones al Principado, tales como la cooficialidad o la transición ecológica. Es la receta con la que llega Teresa Mallada de Castro (Cabañaquinta, 1973) para asumir el cartel electoral del PP asturiano con un objetivo prioritario, nada sencillo, que dirigió a LA NUEVA ESPAÑA sus primeras palabras como candidata: "Espero ser la más votada, por eso voy a pelear". A la expresidenta de Hunosa, que ahora tiene su puesto de trabajo en la Fundación Laboral de Minusválidos (FUSBA), le queda mucha tarea por delante.

Primeras sensaciones tras la designación. "Me atrevo a decir, humildemente, que el nombramiento como candidata se ha acogido con mucha ilusión dentro del partido, fundamentalmente, pero también fuera y en votantes que, en principio, no tenían decidida la opción del PP como partido a votar. Han sido muchísimas las llamadas y los mensajes que he tenido, diciendo que van a apostar por mí y por la fuerza política a la que represento".

Negociaciones con la dirección nacional. "Había tenido algún contacto con miembros de la dirección nacional por mi cargo representativo en Asturias. Se ha hecho un análisis, se han valorado distintas posibilidades de distintas personas y se ha concluido en esta decisión de la dirección nacional".

El apoyo a Sáenz de Santamaría no le pasó factura. "No me sorprende. Las primarias tienen esa finalidad: que cada uno se posicione con el candidato que entiende más conveniente y una vez que finaliza ese proceso todos estamos a una con el presidente y, por lo tanto, cualquier afiliado puede estar en la mente del Presidente del PP para ser designado al cargo que estime oportuno".

Bicefalia en el PP de Asturias, una situación inusual con malos precedentes. "Va a ir bien. Mi relación con Mercedes Fernández siempre ha sido muy buena y por tanto va a seguir siendo así. Cada uno tiene sus competencias, están claramente diferenciadas las de la presidenta regional y las de la candidata. La colaboración va a ser máxima".

Una candidata con puntos débiles para la dirección regio- nal. "Me extraña que alguien haya puesto de manifiesto que existieran inconvenientes cuando la presidenta regional a lo largo de mis años en Hunosa, todavía hace poco, me daba el respaldo total y absoluto y alababa la eficacia de mi gestión, por lo tanto, entiendo que no tiene que haber ningún inconveniente y seguro que no lo ha habido".

Los motivos para dar el paso, ahora, como candidata. "Me encanta la política. En los últimos años mi cargo ha sido de gestión pero en un puesto político. A mí me gustan los retos. Si el presidente nacional de mi partido me da esta posibilidad, de pelear por mi región y poder optar a la presidencia del Principado cómo voy a decir que no.

Primeros pasos. "Tengo que diseñar con la dirección nacional mi equipo de campaña, donde pienso dar cabida a todas las personas con cargos orgánicos en el partido que quieran colaborar más activamente porque todos tienen responsabilidades. Y ponernos a trabajar por el futuro de Asturias".

Alianzas con otros partidos. "No me toca a mí decidirlo, entra en el ámbito de decisión de la dirección del partido".

Transición energética. "Es decisiva para el futuro de nuestra tierra, si se hace de forma apresurada es la muerte de Asturias. No tiene ningún sentido ir por delante de los plazos y exigencias que marca Europa".

Cooficialidad del asturiano. "Me remito a la carta que envió nuestro Presidente nacional al Presidente de la Academia de la Llingua, donde decía que tenía absoluto respeto por el asturiano y por la lengua nacional. Una carta que agradó muchísimo al responsable de la Academia. En Asturias hay otras prioridades, tenemos que ponernos como meta mejorar nuestro puesto en el ranking de las autonomías de España".

Sintonía con las propuestas de la patronal asturiana. "Las 22 propuestas que presentó la FADE me parecen sumamente interesantes. Creo que hay que valorarlas una a una, profundizar en ellas e intentar llegar a acuerdos con un sector fundamental para la economía y la industria en Asturias como son los empresarios. Voy a hacer del diálogo mi principal herramienta de trabajo, teniendo en cuenta a todas las organizaciones de la sociedad asturiana, que quieren el progreso para la región".

Heridas del pasado en el PP asturiano. "Creo que están cerradas. Hay que mirar al futuro. El reto es ganar las elecciones y a eso voy, por lo tanto no hay tiempo para otras cuestiones".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook