Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Salud financiará solo un intento al año y exigirá que se participe en una terapia psicológica

Los criterios establecidos por el Ministerio de Sanidad y las comunidades autónomas para prescribir Champix y Zyntabac indican que se financiará un único intento anual por paciente para dejar de fumar con apoyo farmacológico. Los usuarios que aspiren a seguir el tratamiento deberán estar incluidos en un programa de apoyo psicológico -individual o grupal- de deshabituación tabáquica y disponer de una "motivación expresa de dejar de fumar, que se pueda constatar con un intento de dejar de fumar en el último año".

Otros requisitos que habrán de cumplir quienes soliciten los fármacos subvencionados es fumar al menos diez cigarrillos diarios y presentar un alto nivel de dependencia según los parámetros del denominado "test de Fageström".

Las prescripciones correrán a cargo de los médicos de familia. Comenzarán con un envase (un mes de tratamiento). A continuación, se valorará la efectividad de la terapia antes de emitir la siguiente receta. La experiencia de Navarra indica que un porcentaje sustancial de los que lo intentan no logra completar el tratamiento.

Compartir el artículo

stats