20 de junio de 2020
20.06.2020
La Nueva España

Asturias afronta un verano seco tras la primavera más cálida en sesenta años

Las temperaturas suben con fuerza hasta el martes, con máximas que alcanzarán los 34 grados en Cangas del Narcea y los 31 en Oviedo

20.06.2020 | 00:41
Asturias afronta un verano seco tras la primavera más cálida en sesenta años

Asturias afronta un verano con más probabilidades de ser seco tras registrar la primavera más cálida de su historia, con una anomalía de 2,4 grados por encima de lo normal y que ha estado marcada por el mes de mayo, que también ha sido el más cálido de la historia con una temperatura media 3,7 grados superior a lo habitual.

El delegado territorial de Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) en Asturias, Ángel Gómez, ofreció ayer un balance de la primavera en el Principado, así como la previsión para el verano, que comienza a las 23:44 horas de hoy, sábado.

Gómez avanzó que desde hoy y hasta el martes se incrementarán de forma notable las temperaturas en la región, con días soleados y un riesgo mínimo de precipitación en la cordillera. Este escenario llega tras una primavera extremadamente cálida y muy soleada, aunque con precipitaciones y una actividad tormentosa normal, y con estas dos semanas últimas muy frescas y que incluso han invitado a recuperar la manta y a encender de nuevo la calefacción.

Para hoy sábado se prevén máximas de 25 grados en Oviedo, Langreo y Cangas del Narcea; 23 en Gijón, Avilés y Navia; y 22 en Llanes. Mañana domingo se llegará a 25 grados en Oviedo y Langreo; 24 en Avilés, Navia y Cangas del Narcea; 23 en Gijón; y 22 grados en Llanes. El lunes se alcanzarán 27 grados en Cangas del Narcea; 26 en Oviedo y Langreo; 23 en Gijón, Avilés y Llanes; y 22 en Navia. El martes se alcanzarán las cotas más elevadas, con máximas previstas de 34 grados en Cangas del Narcea; 32 en Langreo; 31 en Oviedo; 26 en Gijón y Llanes; 25 en Avilés; y 23 en Navia.

Gómez subrayó que ha sido la primavera más calurosa en Asturias desde que se lleva el registro de temperaturas, en 1961, y que ha estado marcada por un mes de abril muy cálido, con temperaturas 2,4 grados por encima de lo normal, y un mayo extremadamente cálido, en el que las temperaturas han sido 3,7 grados superiores a lo habitual.

Para el conjunto del país, la Aemet prevé un verano más cálido de lo normal en la mitad sur y los archipiélagos balear y canario. En cuanto a precipitaciones, será más seco de lo habitual en toda España, después de la cuarta primavera más cálida desde que hay registros, aunque también ha sido un 37 por ciento más lluviosa de lo normal.

En la rueda de prensa estacional de la Aemet, la portavoz Beatriz Hervella indicó ha señalado que, sin embargo, no hay una señal clara sobre como se comportarán las temperaturas en la mitad norte este verano, por lo que no se puede precisar si se espera que sea normal, más fresca o más calurosa.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook