“Necesitamos llegar a una inmunidad muy alta y no se conseguirá hasta que no haya una vacunación mayor. Y eso, con la planificación que tenemos, no se conseguirá hasta mayo o junio en Asturias. Por eso pedimos a la población que mantenga las medidas especiales de contención del virus”. Concepción Saavedra, gerente del Servicio de Salud del Principado, ha hecho esta previsión en la comparecencia de hoy para actualizar la situación epidemiológica y de las hospitalizaciones en Asturias.

Saavedra ha detallado que a día de hoy en Asturias ya hay 3.720 asturianos que han recibido la segunda dosis de la vacuna Pfizer, y se han administrado 40.816 dosis de vacuna que es el 93% de las recibidas en la región, una circunstancia que es fruto de que se “ha realizado un trabajo excelente y muy intenso. Trabajando mañanas, tardes, laborales y festivos. Con mucha logística y planificación detrás”, explicó Saavedra. En su comparecencia, en la que también participó Rafael Cofiño, director general de Salud Pública, quien remarcó que se trata de “un ritmo de vacunación muy alto”, y además especificó que en la región el rechazo de la vacuna es del 6%.

Así serán las siguientes fases de la vacunación contra el coronavirus en Asturias Amor Domínguez

Los responsables sanitarios de la región se han referido, además, a la complicada situación que hay ahora en la región, con una transmisión alta y con malas expectativas para las próximas dos semanas, sobre todo por lo que se espera que sea un alto incremento de ingresos hospitalarias. "Hay que tener en cuenta que no partimos del mismo punto que en la primera o la segunda ola, cuando no había ingresos hospitalarios vinculados al covid. En la actualidad aún hay pacientes ingresados desde octubre y noviembre", expuso Saavedra, lo que supone una mayor presión a futuro.

En el momento actual la gerente del Sespa detalló que "hay aumento de la incidencia general -en Primaria hay a día de hoy 10.135 ciudadanos en seguimiento, entre casos y contactos estrechos- y la experiencia nos dice que luego vendrá el aumento de la incidencia en mayores de 65 años, seguida luego del aumento de ingresos y, una semana después, del aumento de ingresos en UCI. Ahora no partimos de la misma experiencia, pero sí tenemos pacientes ingresados y eso es un escenario más complicado".

Ante ese escenario que puede llegar, el Sespa empezará en los próximos días a abrir nuevas unidades de hospitalización y abrir más camas de UCI. Hay ahora 286 ingresados por covid en la red hospitalaria asturiana y 24 sospechas. "En la última semana el aumento de ingresos ha sido de casi el 150%, así que entre hoy y mañana empezarán a funcionar 17 camas más en el Sanatorio Adaro de Langreo", comentó Soledad Saavedra. Por lo que respecta a las UCI, "no ha habido esta semana un aumento llamativo, pero creemos que en una semana habrá más ocupación y la semana siguiente más. Y no partimos de cero, sino que hay 54 pacientes covid y 43 no covid ingresados en esas unidades.

En los hospitales de Oviedo, Gijón y Avilés la ocupación media es de algo menos del 80% "y vamos a tener que reorganizar espacios y recursos humanos", señaló la resposable.