DTO ANUAL 27,99€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Faustino Blanco y Salvador Illa: el momento que más impactó al exministro en el último año

El ya extitular de la cartera sanitaria ha reconocido dos malos tragos del cargo: limitar el acompañamiento a fallecidos de covid y el problema coronario del asturiano Faustino Blanco

Salvador Illa, con el asturiano Faustino Blanco a la izquierda, durante la rueda de prensa de ayer.

Salvador Illa, con el asturiano Faustino Blanco a la izquierda, durante la rueda de prensa de ayer.

El Ministro de Sanidad, Salvador Illa, se ha despedido de su cargo contando en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros uno de los momentos más duros que vivió en los últimos meses. Y ese, dijo, fue cuando tuvo que proponer al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, restricciones que impidieron que las familias acompañasen a los seres queridos que morían por covid. Ese recuerdo se suma al que ya había hecho el Ministro hace solo unos meses, en una entrevista televisiva para el programa “Salvados”. Entonces rememoró como uno de los momentos más complicados de su año covid cuando su colaborador y número 2 en el Ministerio, el gijonés Faustino Blanco, sufrió un problema coronario en la propia sede ministerial, por el que tuvo que ser trasladado en ambulancia.

El ministro reconoció que con anterioridad a que explotara la pandemia Faustino Blanco -que llegó al Ministerio de la mano de su amiga María Luisa Carcedo, a la que Sánchez relevó por Illa- le pidió que le relevara como secretario general de Sanidad. Precisó Salvador Illa que la petición tuvo que ver "con que quería volver con su familia a Asturias, no porque no quisiera trabajar conmigo”. Pero la pandemia trastocó los planes y el Ministro pidió a Blanco que permaneciera en el cargo. A los pocos meses, y tras una maratón de jornadas extenuantes, el secretario general de Sanidad sufrió un problema coronario del que se recuperó bien. “Lo ocurrido me impactó muchísimo", recordó Illa durante la entrevista, donde también cuenta de que a Blanco le terminaron poniendo un marcapasos, y trasladando así la responsabilidad que sintió por no haber atendido la petición del colaborador. Finalmente Faustino Blanco dejó el cargo en agosto y en la actualidad está al frente, como director, de la Fundación para la Investigación Biosanitaria de Asturias.

 

Compartir el artículo

stats