Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El apoyo a la oficialidad está por encima de “la posición de cada uno”, defiende Barbón

“Es una lástima que cuarenta años después en el PP vayan a hacer lo mismo: votar contra el Estatuto”, reprocha el presidente del Principado

Adrián Barbón, en el comité autonómico de la FSA, celebrado en Gijón. Marcos León

El presidente del Principado y secretario general de la Federación Socialista Asturiana (FSA), Adrián Barbón, defendió ayer el compromiso de su organización con la inclusión de la oficialidad del asturiano en la reforma del Estatuto de Autonomía y puso esa defensa “valiente” como ejemplo, “ante partidos que no respetan a su militancia”, en alusión al PP. Barbón trasladó ese mensaje, también con clave interna, en el comité autonómico de la FSA que tuvo lugar en Gijón, el primero presencial desde que estallase la pandemia del coronavirus, en marzo de 2020.

Barbón justificó el compromiso adquirido con la inclusión de la cooficialidad en la reforma del Estatuto curiosamente sin hacer mención expresa a ella ni tan siquiera al asturiano. El presidente del Principado se refirió de manera genérica a que cuando la FSA adquiere un compromiso, mediante una resolución en un congreso, “lo cumple, a diferencia de otros partidos que desconocen el valor de la palabra dada. ¿Cómo lo van a dar si tampoco se lo dan a la militancia, a la hora de elegir liderazgos?”. Unas palabras que tenían como diana al PP asturiano por el formato en la designación de Teresa Mallada como su presidenta regional.

Compromiso electoral

Barbón destacó que la FSA está “abanderando y abordando compromisos”, en alusión a la resolución aprobada en su anterior congreso autonómico, celebrado en 2017, que supuso un giro copernicano en la, hasta entonces, resistencia frontal de los socialistas asturianos a la oficialidad. Y se mostró rotundo al afirmar que “cuando en un congreso se decide algo democráticamente, da igual la posición personal de cada uno de nosotros; lo que importa es la posición colectiva de la organización. Y lo valiente y leal con la organización es defender esas resoluciones cara al exterior; lo tenemos que hacer siempre”, reivindicó Barbón, quien llamó la atención sobre el buen resultado logrado por la FSA con el programa electoral de 2019: “La palabra la hay que cumplir y por eso hemos abierto la actualización, la modernización del Estatuto de Autonomía”.

El programa electoral vigente de la FSA recoge el compromiso de “abordar el debate sobre la reforma del Estatuto y el reconocimiento oficial” de la llingua.

La resolución aprobada por el presidente del Principado expresó su satisfacción de que en la ronda de conversaciones del pasado jueves “todos salieron diciendo que estaban dispuestos a revisar el Estatuto después de 40 años, cuando hace dos semanas decían que no hacía falta”. Lamentó que “algunas organizaciones quieran ya dinamitar el diálogo” que ahora se abrirá en la Junta General, y les pidió que reflexionen: “Me cuesta mucho escuchar al PP criticar propuestas aquí y decir que son inadmisibles en Asturias cuando el presidente Feijóo las defiende para Galicia”. Su alegato a favor de la reforma estatutaria acabó con aviso y puya a los populares asturianos. “Los padres del Estatuto fijaron una mayoría determinada para reformarlo. Pues bien esa mayoría es la que hay que conseguir como mínimo (...) ¿Quiénes somos nosotros para cuestionar esa mayoría que ellos decidieron en aquel momento tan trascendental?”, planteó Barbón, fijando en esos 27 votos de los 45 con que cuenta la Cámara autonómica el objetivo para la reforma estatutaria. Es decir, el voto de Adrián Pumares (Foro) será el que incline la balanza del éxito o fracaso de esta reforma. El secretario general de la FSA, por último, tiró de reproche histórico para afear una negativa del PP asturiano: “Es una lástima que 40 años después vayan a hacer lo mismo que en los años 80 porque quiero recordar que el actual Estatuto de Autonomía de Asturias fue votado en contra por el partido que era el germen del que hoy es el PP. Espero que rectifiquen”.

Compartir el artículo

stats