Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Me quedo en el pueblo

Todo el mundo tiene su click

La artesana Belén Álvarez Ceballos, que vive en Cardoso (Llanes) personaliza pequeños muñecos recreando todo tipo de personajes, oficios e incluso clientes a partir de una foto

Belén Álvarez Ceballos, con una muestra de clicks que ha “customizado” recreando diferentes personajes. | Ana Paz Paredes

Su abuelo, asturiano natural de Moreda, y su abuela, nacida en Roma, Italia, se conocieron y se enamoraron por tierras de Llanes. Su madre nació en Mieres y toda su infancia desde muy niña y una vez que la familia se trasladó a vivir a Madrid, son recuerdos de sus veranos en Asturias, en el concejo llanisco, del que ya desde entonces se enamoró Belén Álvarez Ceballos, artesana y residente con su pareja en el pueblo de Cardoso.

Estudió Técnico Superior en Salud Ambiental, pero no pudo ejercer su carrera y durante un tiempo trabajó como visitadora médica para una industria farmacéutica. “Estuve en varias multinacionales y cuando comencé de comercial para una empresa de productos químicos tuve una accidente que me cambió la vida”, señala la artesana, que tuvo que dejar de trabajar y buscar alternativas para invertir su tiempo en algo, como ella misma explica.

Clicks costumizados con el traje de aldeana y porruanos. Ana Paz Paredes

“Lo encontré en aquellos juguetes que me gustaron desde niña. Yo ya venía ‘customizando’ (personalizando) mis clicks como hobbie, pero cuando hace tres años decidimos que queríamos venir a vivir a Asturias, concretamente a Llanes, me di de alta como artesana y me dediqué profesionalmente a ello. El cambio de residencia y esta actividad fueron un enorme incentivo para mí”, señala en la casa en la que viven en Cardoso, tras haber estado de alquiler dos años en Niembro. “Entonces nos costó mucho encontrar un alquiler en el medio rural, pero ahora ya tenemos nuestra propia casa”.

La capacidad creativa de Belén sorprende cuando muestra, tanto en los mercados a los que acude como en sus páginas en redes sociales sus diferentes muñecos, que firma con el nombre de “Imaginacliks7”.

Algunas cabezas de clicks destinadas al la personalización como Frida Kahlo. Ana Paz Paredes

Yo lo que hago son figuras ‘customizadas’ y con sus principales detalles pintados a mano. Se les conoce popularmente como clicks. Por un lado, hago figuras para mí, las que a mí me gustan, y las vendo en mercados, ferias y páginas de coleccionismo, y luego también en tiendas. Aquí, en la librería de Posada, por ejemplo, se pueden ver. Hago todo tipo de personajes de cualquier época, incluso representaciones completas de, por ejemplo, conflictos bélicos recientes, personajes históricos, profesiones y también por encargo de personas que me envían sus fotos para que tener su propio click. También hago cuadros con figuras ‘customizadas’”, explica esta artesana juguetera.

Belén Álvarez Ceballos con algunas de las muchas piezas customizadas que tiene en su taller. Ana Paz Paredes

Eso sí, una vez hechos, son para exposición y no para jugar, pues, aunque tienen movilidad, en alguno casos, como, por ejemplo, la reproducción de la pareja de aldeana y porruano, hay una parte que lleva una resina que se puede despegar o estropear si se mueven mucho.

El éxito de sus clicks customizados traspasan fronteras y además de a Asturias y el resto de España también ha llegado a países europeos. Esta artesana, que es, además, presidenta de Asepo (Asociación de Empresarios de Posada), cree firmemente que se puede vivir y trabajar en el medio rural.

Belen Álvarez Ceballos con uno de sus últimos trabajos, que han tenido gran éxito en Llanes. Ana Paz Paredes

Yo, sin moverme de aquí, puedo vender a cualquier parte del mundo al contar con una buena conexión a internet. Por otro lado, y a nivel general, creo que es un error querer vivir solo dos meses del turismo. Tenemos que trabajar conjuntamente para lograr tanto incentivos para los que vivimos aquí –por ejemplo, cursos formativos que nos serán útiles– como actividades que atraigan a la gente todo el año organizando mercados temáticos, degustaciones gastronómicas, festivales folclóricos... Este último esperamos hacerlo el 20 de noviembre”, destaca.

Belén Álvarez muestra un click customizado con el traje de aldeana llanisca, entre otras piezas con las que está trabajando en su taller. Ana Paz Paredes

Compartir el artículo

stats