Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La Policía Local establece un control de alcoholemia a medianoche en el Carbayedo

Los vecinos y hosteleros del barrio reclaman el mismo desempeño las noches de “botellón”

El control policial en la madrugada del domingo. | S. F.

El protagonismo del comienzo de la madrugada del domingo en el barrio del Carbayedo se lo llevó la Policía Local de Avilés que decidió establecer un control de alcoholemia a medianoche, cuando comenzaba la noche de fiesta.

Los agentes dispusieron los coches patrulla y los conos de tal modo que redujeron los carriles. Así que crearon un embudo, los vehículos que subían por la calle de Cervantes en dirección a Severo Ochoa y Las Meanas tuvieron que reducir velocidad y sus conductores sufrir el escrutinio de los agentes. Entre los coches patrulla estaba el radar móvil que acogió a unos pocos conductores después de soplar con resultado positivo.

Los vecinos y los hosteleros de la zona se sorprendieron por la eficacia demostrada por los policías avilesinos, sobremanera, al comienzo de la noche, es decir, al final de las cenas de un sábado de fiesta.

La sorpresa fue mayor porque las personas consultadas por este periódico señalaron que la atención a la seguridad de antes de anoche fue mayor que en las noches de “botellón” de este pasado verano. Lo cierto es que el control del Carbayedo apenas se alargó media hora. Luego se trasladaron a Gutiérrez Herrero.

Compartir el artículo

stats