Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Detenido el principal proveedor de hachís a adolescentes en Avilés

El arrestado por la Policía Nacional distribuía la droga por las proximidades de su casa, parques y cerca de centros educativos

Dinero, placas de hachís y útiles intervenidos por la Policía. | P. N.

Agentes de la Policía Nacional de la comisaría avilesina tenían conocimiento por parte de diferentes fuentes de que un vecino de la calle Rivero “era uno de los principales distribuidores de hachís de la ciudad, extendiendo el abanico de clientes desde adolescentes en edad escolar hasta personas de edad adulta”. Tras las pesquisas policiales, los investigadores "comprobaron que esta persona distribuía los estupefacientes tanto en las proximidades de su domicilio como en los parques del barrio, e incluso en las inmediaciones de los centros docentes”.

El pasado martes, día 14, agentes de la Policía Nacional pertenecientes a la Brigada Local de Policía Judicial de Avilés procedieron a la detención de un hombre, al que le fueron incautados casi ochocientos gramos hachís, más de ochocientos euros en metálico así como útiles para la preparación y distribución de la droga.

“Con este operativo se logra dar solución a las quejas vecinales que demandaban una respuesta policial al tráfico de drogas que se lleva a cabo en el barrio, al igual que a las peticiones de varios padres y madres de alumnos de los centros docentes de las inmediaciones, los cuales manifestaban su impotencia ante el notable incremento de consumo y tráfico de drogas que está sufriendo la población estudiantil, por ser más vulnerables a iniciarse en el consumo de este tipo de drogas”, señalaron medios policiales.

Tras la tramitación del correspondiente atestado, el detenido, que cuenta con antecedentes policiales, fue puesto a disposición del Juzgado de Instrucción de Guardia de Avilés.

En lo que va de año, las fuerzas y cuerpos de seguridad han dado diferentes golpes al narcotráfico en la comarca avilesina. El pasado febrero, por ejemplo, la Policía Nacional desarticulaba otro punto negro de venta de droga: en Sabugo, con un bar “tapadera”. En junio, la Guardia Civil descubrió un laboratorio interior para el cultivo de cannabis sativa en Corvera. Entre medias se sucedieron otros operativos.

En el mes de mayo, agentes también de la Nacional desarticularon en Avilés una red de introducción y distribución de cocaína “de gran pureza”. La comarca avilesina, pese a estas operaciones, es una de las que registra menos delitos penales, de acuerdo al balance de criminalidad del Ministerio del Interior.

Compartir el artículo

stats