15 de febrero de 2012
15.02.2012
 

Los vecinos paralizan la campaña de protesta por el nuevo cuartel al modificarse el proyecto

Los afectados, que ya han retirado los pañuelos verdes de sus casas, seguirán «vigilantes» ante posibles incumplimientos

15.02.2012 | 01:00
Las fachadas de los edificios próximos al viejo cuartel, sin los pañuelos verdes, símbolo de la protesta.

Mieres del Camino,


Andrés VELASCO


La Plataforma de Afectados por el Cuartel de la Guardia Civil de Mieres ha decido dar un voto de confianza a los representantes políticos tras los cambios anunciados en el proyecto para la construcción del nuevo acuartelamiento. En una asamblea en la que participaron más de medio centenar de personas, los vecinos decidieron retirar los pañuelos verdes que mantenían en sus ventanas y balcones para protestar contra el proyecto presentando por el anterior Gobierno central del PSOE y que contravenía todas las peticiones vecinales sobre el emplazamiento del cuartel.


El portavoz de la plataforma, Miguel Ángel Menéndez, explicó ayer a este diario que «tanto el Alcalde de Mieres como los representantes del PP nos dijeron que el viejo proyecto, con el que no estábamos de acuerdo, ya estaba retirado, y que cuando se modificara el documento y se fuese a presentar el nuevo proyecto, que recogería nuestras demandas, seríamos los primeros en conocer los detalles». Por ello, el responsable vecinal quiso agradecer las gestiones tanto de los populares como del propio gobierno local por facilitar el proceso. La pasada semana, tanto el Alcalde, Aníbal Vázquez, como el portavoz del PP de Mieres, José Manuel Rodríguez, visitaron el viejo cuartel junto a Alberto Mortera, jefe de Gabinete de la Delegación del Gobierno, donde acordaron dar marcha atrás al anterior proyecto.


Además, Menéndez quiso dejar claro que «lo que perseguimos desde la Plataforma y lo que realmente queremos es que la Guardia Civil vuelva a ocupar la parcela que tenía, pero en las mismas condiciones, con la misma ubicación del viejo cuartel, y respetando en todo caso las zonas verdes y aparcamientos». «Queremos que esto quede meridianamente claro, y es por ello por lo que vamos a estar vigilantes ante cualquier otro cambio que se quiera introducir, incluso un cambio de ubicación, al que nos opondríamos», aseguró el portavoz vecinal, que agregó que «lo único que nos garantizaría las zonas verdes y los aparcamientos sería que la Guardia Civil volviera a la misma parcela».


Por todo esto, Menéndez explicó que «los vecinos decidimos como muestra de buena voluntad, retirar de nuestras ventanas los pañuelos verdes, que eran la señal de nuestra protestas». «Ahora bien», advirtió el portavoz de la Plataforma, «eso no quiere decir que no vayamos a estar pendientes y vigilantes ante todo lo que pueda ir aconteciendo, ya que siempre hemos recibido promesas y buenas palabras, pero nunca se han constatado en hechos palpables».


Por último, Menéndez anunció que la Plataforma de Vecinos afectados por el Cuartel de la Guardia Civil de Mieres también acordó ayer constituirse como asociación. «Vamos a legalizar nuestra situación y realizar todos los trámites necesarios para ello en los próximos días», expresó el portavoz del colectivo, que aglutina a casi 300 vecinos de Mieres.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Canal esquí

Esquí

Toda la información sobre la nieve

Consulta la información más completa de las estaciones de esquí, el tiempo y el estado de la nieve