29 de mayo de 2012
29.05.2012
Grado y valles del Trubia

Grado será el tercer concejo de Asturias en hacer bautizos civiles, tras Avilés y Mieres

IU saca adelante su propuesta con el apoyo de Aigras, que se desmarcó de sus socios de gobierno, el PP y Foro, que votaron en contra por el gasto que generará

28.03.2012 | 02:00

Grado, Lorena VALDÉS


Los recién nacidos podrán recibir su bienvenida a la comunidad en el Ayuntamiento de Grado. La propuesta de IU salió adelante en el Pleno celebrado ayer gracias al apoyo de Aigras, que votó a favor de la moción, al contrario que sus socios de gobierno, el PP y Foro. El PSOE se abstuvo. El portavoz de los populares, José Manuel Puente, y la de Foro, Patricia Álvarez, criticaron los gastos que generará a las arcas municipales la celebración de un acto privado, como es el «bautizo civil», que no conlleva «ninguna relevancia jurídica».


Puente advirtió de que la aprobación de esta medida podría dar lugar «a una situación surrealista en la que el Ayuntamiento fuese solicitado por los vecinos también para la celebración de otros eventos como bodas de plata o cumpleaños». Como respuesta, la concejala de IU, María José Miranda, insistió en que el «único objetivo de la propuesta es dar una opción más a los ciudadanos». Miranda reprochó al PP y a Foro que se preocupen tanto del coste de la celebración de esta ceremonia «cuando en otros asuntos no les importaba despilfarrar dinero público».


A partir de ahora, Grado ofrecerá la posibilidad de imponer nombre a los bebés en una ceremonia laica. Algo en lo que en Asturias fueron pioneros los ayuntamientos de Avilés y Mieres.


En el Pleno de ayer, el gobierno tripartito moscón, formado por el PP, Aigras y Foro, sí se puso de acuerdo para aprobar el plan de ajuste para cumplir con el decreto de pago a proveedores. La propuesta incluye la financiación a 10 años del pago de las facturas pendientes a 31 de diciembre de 2011, que asciende a 1,2 millones de euros, aproximadamente. A pesar de apoyar a sus socios de gobierno, la concejala de Foro acusó al PP y a Aigras de ser los responsables de la situación actual de la economía municipal por «su gasto irresponsable en el anterior mandato».


La oposición además de votar en contra criticó con dureza el plan «por no aplicar recortes en el gasto e hipotecar los recursos futuros de Grado al no optar por una amortización a corto plazo con la que el Consistorio se ahorraría los intereses».


El concejal de Hacienda, Alejandro Patallo (Aigras), concluyó: «La fórmula de financiación elegida es legal y la más ventajosa para el municipio».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook