Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El mantenimiento de los espacios públicos

La siega atrasada y el desbroce de sendas costarán 188.908 euros en Mieres

El Ayuntamiento abordará dos actuaciones antes de finales de año para atender las peticiones vecinales, con quejas por el "abandono general"

Usuarios de una senda peatonal próxima a Figaredo.

Usuarios de una senda peatonal próxima a Figaredo. FERNANDO GEIJO

El Ayuntamiento se gastará de aquí a finales de año casi 200.000 euros en acabar con la maleza que tupe casi por completo las sendas, áreas recreativa y cunetas del concejo. El gobierno local acaba de aprobar un gasto de 188.908 euros para la contratación de los trabajos. El objetivo es abordar una actuación en pleno verano y una segunda ya en otoño. Esta tarea ha acumulado un enorme retraso este año, como reconocen los propios gestores municipales, que achacan la demora a los problemas surgidos con la nueva plataforma estatal de contratación que, al parecer, sufre permanentes bloqueos debido a la carga de trabajo. A esta circunstancia se une la lentitud con que habitualmente se mueve administrativamente el consistorio mierense, apuntaron fuentes municipales. También ha influido una primavera e inicio de verano especialmente lluviosos.

Tras la tormenta de quejas que arrecian desde el movimiento vecinal y a nivel político, la esperada siega parece que pronto llegará. El plan de actuación tiene dos frentes. Por un lado se destinarán 97.763 euros para el mantenimiento de carreteras. Si bien el Ayuntamiento, con medios propios, está actuando en puntos especialmente problemáticos, en general, la red local está totalmente invadida de maleza. Además, se ha aprobado un segundo gasto de 91.145 euros para segar y desbrozar sendas y área recreativas.

La intención inicial del gobierno local era sacar a licitación un programa de actuación que durara un periodo de cuatro años. Sin embargo, ante la necesidad de acortar los plazos se ha optado por una contratación por este año. Pese al retraso, se ha mantenido el criterio habitual de dos siegas, ya que el estado general de las zonas verdes del municipio así lo aconseja.

La preocupación de los vecinos por el abandono que sufren las zonas verdes de Mieres ha ido creciendo durante los últimos meses al mismo ritmo que la maleza. El Ayuntamiento se disculpó hace unos días con los ciudadanos. Se asumió que existe un problema "por el retraso en las labores de siega". Para justificar la demora se apuntaron los problemas para aplicar la nueva Ley de Contratos del Sector Público, que se aprobó en octubre de 2017, y el colapso de la plataforma digital del Estado a través de la que se hacen las contrataciones. Ya han pasado tres semanas desde que el Consistorio se disculpó por la tardanza, aunque aún habrá que esperar unos días más. Una vez aprobado el gasto para la contratación de las empresas que se encargarán de abordar las tareas, en breve se licitará el contrato. Si todo marcha con normalidad y no surgen nuevos problemas en agosto comenzarán las actuaciones. El Ayuntamiento espera, además, que el Principado cumpla con sus compromisos de limpieza de la red regional de carreteras. A los problemas con la maleza se suma en muchos lugares la presencia de argayos debido a las lluvias.

Compartir el artículo

stats