Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La actividad de los complejos sanitarios

La gripe llena el Hospital Valle del Nalón y obliga a trasladar pacientes a Mieres

El martes había en Urgencias de Riaño 24 usuarios pendientes de ingreso, y fue necesario derivar a cuatro de ellos al Álvarez Buylla

El acceso al servicio de Urgencias del Hospital Valle del Nalón.

El acceso al servicio de Urgencias del Hospital Valle del Nalón.

La alta incidencia de gripe ha obligado a derivar ingresos de pacientes del Hospital Valle del Nalón al complejo sanitario Álvarez-Buylla, en Mieres. El centro hospitalario de Riaño está funcionando estos días a pleno rendimiento, con sus 225 camas ocupadas. Esta situación ha motivado un aumento de la presión asistencial en Urgencias y la necesidad de enviar pacientes a otros complejos, al no haber capacidad para asumir más hospitalizaciones. El momento más delicado se vivió el pasado martes cuando se llegaron a registrar en Urgencias 24 pacientes pendientes de ingreso, y fue necesario derivar a cuatro al complejo sanitario mierense de Santullano.

Así lo explicó ayer Tácito Suárez, gerente del área sanitaria VIII, correspondiente al Valle del Nalón. "El hospital está funcionando a tope, con todas sus plantas en servicio y todas sus camas ocupadas. Hemos tenido que activar el protocolo de contingencia por el incremento de los casos de gripe poniéndonos en contacto con otros hospitales", explicó Suárez, en alusión a la situación vivida el martes. Y añadió: "Los demás hospitales estaban más o menos como nosotros y los que tenían camas libres eran Jarrio, Cangas del Narcea y Mieres".

Cuatro pacientes fueron derivados al complejo sanitario del Caudal y a otros, según señaló Suárez, también "se les ofertó el traslado, aunque prefirieron quedarse aquí". El martes llegó a haber 24 pacientes en Urgencias pendientes de ingreso. El responsable sanitario expuso que la situación fue mejorando a lo largo del día, de forma que se fueron reubicando las camas que estaban en los pasillos. "Esta mañana (por ayer) quedaban 14 pacientes en Urgencias, pero ya en boxes". Suárez agradeció el "esfuerzo" e "implicación" del personal sanitario para hacer frente al repunte asistencial y destacó la "colaboración" de pacientes y familias, a los que pidió "comprensión". "Todas las camas de las plantas de hospitalización están ocupadas y creo que la gente ha entendido la situación", apuntó el responsable sanitario del área.

Disponibilidad

El hospital de Mieres, que ha dado apoyo al complejo asistencial de Riaño, también está saturado de trabajo debido a la gripe. Ahora bien, el complejo sigue trabajando con un pequeño margen de camas libres. Está operativa estos días la planta del segundo piso que habitualmente se encuentra cerrada. Es decir, el hospital está en estos momentos prestando atención al máximo de su capacidad, con 198 camas disponibles.

El director del hospital Álvarez Buylla, Raimundo Álvarez, destacó ayer el esfuerzo que está realizando todo el personal sanitario para dar respuesta a un periodo de alta incidencia de gripe que, no obstante, puntualizó que debe ser considerado como dentro de parámetros de normalidad. Esta fase alta de propagación del virus se arrastra en Mieres desde principios de año.

Los facultativos consultados por este diario sostienen que es complicado establecer una fecha de persistencia. De momento, el hospital de Mieres trabaja con el margen suficiente para prestar apoyo al del Valle del Nalón.

Compartir el artículo

stats