Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Comienzan los trabajos previos para hacer navegable el embalse de Tanes

La colocación del pantalán móvil será "inminente" mientras que la construcción del embarcadero fijo comenzará el próximo mes de enero

Los técnicos observan desde la carretera la zona en la que se instalará el embarcadero fijo. | D. O.

Llevan años esperándolos y por fin ayer aparecieron por Tanes (Caso) los primeros encargados de la obra para la instalación de dos pantalanes (uno fijo y uno móvil) que permitirán navegar en el embalse. Parece que ahora sí, que las obras comenzarán de manera "inminente", como dijo el alcalde de Caso, Miguel Ángel Fernández Iglesias, que se reunió a pie de carretera con técnicos de la consejería de Medio Rural y Cohesión Territorial, del Consorcio de Aguas de Asturias (Cadasa) y de Tragsa, empresa que se hará cargo de los trabajos. Ya se ha firmado el acta de replanteo de las obras y ayer se analizaron los primeros pasos, como la conexión eléctrica o el lugar en que se instalarán las casetas de obra en las próximas semanas.

El alcalde de Caso, segundo por la izquierda, con los responsables de la obra, ayer en Tanes. | D. O.

El proyecto contempla que lo primero que se hará es instalar el pantalán móvil. Este equipamiento estará destinado al uso por parte de la Federación Asturiana de Piragüismo y se colocará justo a la entrada de la localidad de Tanes llegando desde Rioseco. La obra es sencilla, "solo tienen que hormigonar un poco el acceso y colocar el pantalán que es flotante y lleva dos años guardado en un almacén municipal", explicó el regidor casín. Eso podrá hacerse en unas semanas, cuando se nombre oficialmente al responsable de Seguridad y Salud del proyecto, algo que según fuentes de la Consejería, es tan solo un trámite que se hará en unos días. Desde ese pantalán móvil se adecuará el camino existente hasta la zona en la que se instalará el embarcadero fijo, que se situará justo enfrente de la antigua pensión El Mirador. En esa zona estarán también las instalaciones de servicios, las casetas en las que se guardarán las embarcaciones y todo lo necesario par el desarrollo de la actividad.

La colocación de ese embarcadero fijo es más compleja y requiere que el nivel del agua del embalse sea mínimo. De este modo se esperará a enero que es cuando Cadasa y EDP, la empresa energética que explota el embalse, dejan que el nivel del agua esté más bajo en previsión de que puedan producirse abundantes lluvias. En ese momento, con el embalse en sus horas más bajas, será cuando las máquinas puedan comenzar a trabajar en la zona y construir la plataforma del embarcadero que irá anclada al suelo con pilonas. La estructura será similar a la de los puertos deportivos, que suben y bajan según el nivel del agua.

El plazo de ejecución de toda la obra es de nueve meses y el coste de las actuaciones necesarias para navegar en el embalse de Tanes supera los 400.000 euros. La Consejería de Medio Rural y Cohesión Territorial ejecutará las obras pero la gestión de las instalaciones será del Ayuntamiento de Caso.

Un poco más arriba, cerca de la Iglesia de Santa María de Tanes, se ejecutará otra obra con cargo a las arcas municipales para hacer un aparcamiento. En el entorno del embalse se adecuará también un espacio como área recreativa, en la zona donde en un principio se quería instalar el pantalán fijo, que finalmente se colocará más abajo, en pleno centro de la localidad.

Compartir el artículo

stats