29 de junio de 2010
29.06.2010
La pretemporada del conjunto azul 

El defensa Víctor Díaz, primer fichaje del Oviedo

El lateral derecho, de 22 años, procede del Sevilla Atlético y ha firmado por un año con opción a otro

29.06.2010 | 02:00
Víctor Díaz, con peto naranja, durante un entrenamiento en Sevilla.

Oviedo, E. C.
El Oviedo cerró ayer su primer fichaje para la nueva temporada. Se trata del defensa sevillano Víctor Díaz Miguel (12 de junio de 1988), procedente del Sevilla Atlético. El club azul intentó ya su incorporación en el pasado mercado invernal, pero el jugador prefirió quedarse en el club hispalense. Una apuesta que dio sus frutos, ya que en la jornada 26.ª se hizo cargo del filial sevillista Ramón Tejada y Víctor Díaz gozó de la continuidad que no le había brindado Diego Díaz, técnico que había iniciado la temporada.

El futbolista, que ha firmado con el club azul por un año con opción a otro en función de objetivos, pesa 69 kilos, mide 1,83 metros y juega de lateral derecho, aunque en alguna ocasión ha ocupado la posición de extremo en ambas bandas, de defensa central y de mediocentro.

Víctor Díaz comenzó a jugar al fútbol en el Hispalis y a los 12 años se fue al Sevilla, pasando por todas sus categorías hasta el primer filial, el Sevilla Atlético, con el que logró el ascenso a Segunda División en la temporada 2006-07. Durante las dos siguientes campañas militó en la categoría de plata, disputando 838 minutos en la 2007-08 y 1.252 minutos en la 2008-09, campaña en la que el filial hispalense retornó a Segunda B.

La pasada temporada disputó un total de 27 partidos en Liga, 19 de ellos como titular, jugando un total de 1.874 minutos. Anotó 2 goles y recibió 4 cartulinas amarillas. Habitual en la selección andaluza, tiene en su palmarés el Europeo con la selección nacional sub-19 logrado en 2007.

Víctor Díaz ha sido una víctima del «mal del filial». Así lo aseguró ayer su ya ex técnico, Ramón Tejada, vinculado al club sevillista desde hace ya varios años, quien se deshace en elogios hacia el jugador.

«Es un futbolista que ha tenido que sufrir lo que denominamos el mal de los filiales. A pesar de su juventud, lleva ya cuatro años en el equipo y vienen por detrás jóvenes de 16 o 17 años a los que hay que ir dejando paso», señaló Tejada.

«Es un jugador que tiene mucho oficio, mucho talento y se sacrifica mucho por el equipo». Sobre sus cualidades futbolísticas, el entrenador del filial sevillista destacó «su fuerza, además de tener una excepcional llegada y una muy buena anticipación», dijo, antes de resaltar la gran polivalencia del jugador. «Desde su etapa en alevines ha gozado de la titularidad en todos los equipos porque, aunque su posición natural es la de lateral derecho, puede jugar tanto de central o incluso por delante de la defensa».

Su paso por las categorías inferiores del Sevilla no dejó a nadie indiferente. Tras acabar su etapa en el juvenil, fueron varios los equipos que se interesaron por contar con sus servicios, incluido el Liverpool, pero la reticencia del jugador a salir de su tierra, unido a un problema físico, llevaron al club inglés a descartar su fichaje y decantarse por Arbeloa, actualmente defensa del Madrid y de la selección absoluta.

«En su último año en el juvenil ya se entrenaba con el filial, y se le veía que tenía un gran futuro por delante. Le siguieron algunos equipos británicos, pero Víctor se lesionó, no recuerdo muy bien si fue en la rodilla, y se descartó su fichaje. Él no se quería marchar de aquí, es muy sevillista pero también es un gran profesional que en cuanto llegue a su nuevo club se implicará totalmente en el proyecto y será un oviedista más», comentó.

Buenas palabras las de Tejada, que son aún mejores cuando describe al futbolista en el día a día. «Es un chico muy humilde, muy tranquilo, un gran compañero y además un chico muy estudioso, creo que está ya en el último año de INEF (Facultad de Ciencias de la Actividad Física y del Deporte). Está muy apegado a su familia y a sus amigos y, aunque quizá haya sido complicado para él tomar de decisión de irse de aquí, el tener que marcharte de tu ciudad es una realidad del fútbol». Aunque esté lejos de casa, Tejada está seguro que Díaz «se adaptará muy bien a la ciudad y al club, es un chico acostumbrado a la presión, a jugar partidos con mucho estrés y en campos llenos de gente. Estoy convencido de que lo dará todo en el Oviedo y peleará por lograr el ascenso».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Fórmula 1

Fórmula 1

Fórmula 1 2018

Vive la emoción del Mundial de Fórmula 1 y sigue a Fernando Alonso en McLaren

 

Buscador de deportes