30 de octubre de 2019
30.10.2019
TENIS. Masters de París-Bercy

Nadal se emplea a fondo para ganar a Mannarino

El manacorí pasa a octavos del Másters de París tras imponerse al francés por 7-6 y 6-4

30.10.2019 | 21:49
Nadal celebra su triunfo ante Mannarino.

Rafa Nadal tuvo que emplearse a fondo para acceder a octavos de final del Másters 1.000 de París, uno de los pocos que faltan en su palmarés, tras derrotar al francés Adrian Mannarino por 7-5 y 6-4 en 1 hora y 48 minutos.

El mallorquín se apoyó en un sólido servicio para acabar con un jugador invitado por los organizadores, número 43 del ránking y que venía de derrotar al noruego Casper Ruud, procedente de la fase previa.

Nadal se medirá por un puesto en cuartos de final contra el suizo Stan Wawrinka, cabeza de serie número 16, que derrotó al croata Marin Cilic por 7-6(3) y 7-6(5).

Será la segunda vez que se enfrenten en este torneo, donde Nadal derrotó al helvético en 2007 camino de su única final en la pista cubierta de París.

En cuatro duelos bajo techo, el español solo ha perdido una vez frente al suizo, que en el cómputo general apenas suma tres victorias contra Nadal en 21 duelos.

Pase lo que pase, el español será número 1 el próximo lunes, puesto que arrebatará al serbio Novak Djokovic, que también avanzó a octavos frente al francés Corentin Moutet por 7-6(2) y 6-4. "Nole" puede recuperarlo en las Finales ATP de Londres.

Nadal puede incluso asegurarse la cabeza del ránking en París. Para ello Nadal tiene que levantar el trofeo el próximo domingo o clasificarse para semifinales y superar una ronda más que el serbio.

De esa forma, el español acabaría el año como número 1 por quinta vez, las mismas que Djokovic y que el suizo Roger Federer, una menos que el estadounidense Pete Sampras, que todavía conserva ese récord.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Buscador de deportes

Cuando sentimos juntos, sentimos más grande

¿Un grupo de WhatsApp entre aficionados de equipos rivales? El experimento sonoro 42 pasiones hizo latir sus corazones al unísono siguiendo el ritmo de la identidad sonora de LaLiga