18 de mayo de 2018
18.05.2018

Toda Asturias cabe en el aula del futuro

La comunidad educativa estrena una conexión ultrarrápida a internet con una clase compartida a distancia por alumnos de Infiesto, Gijón y Luarca

18.05.2018 | 02:11
Los alumnos de Infiesto y los representantes institucionales, durante la conexión con el aula del Instituto de Luarca, que aparce en la pantalla.

La escuela de presente es ya en Asturias una comunidad conectada al resto del mundo a través de internet, pero durante este año esa capacidad de sacar partido de la red y de las nuevas tecnologías en el aula dará un salto al completarse la instalación de conexión de banda ancha ultrarrápida en 391 centros de Primaria y Secundaria. Ayer, alumnos de tres institutos de Infiesto, Gijón y Luarca participaron en una demostración de las posibilidades de un equipamiento que permite conectar a las escuelas entre sí con la máxima calidad para compartir clases y otras actividades. Es una tecnología que acabará con las distancias entre los centros educativos asturianos -en particular con las dificultades de conectividad de las escuelas rurales- y que favorece el aprendizaje de habilidades esenciales para los trabajos del futuro.

Esas y otras consideraciones se pusieron de manifesto durante el acto que ayer se celebró en el instituto de Infiesto, uno de los 122 centros de enseñanza donde la conexión ultrarrápida de internet está en fase de implantación. El despliegue de esta tecnología forma parte del programa "Escuelas conectadas" y su estreno en la localidad piloñesa contó con la presencia del ministro de Energía, Álvaro Nadal, y de los consejeros de Empleo y Educación del Principado, Isaac Pola y Genaro Alonso, respectivamente. Responsables de las empresas Orange y Cisco expusieron las características de la nueva red que combina la fibra óptica y otras tecnologías: un ancho de banda que será de entre 500 megabytes y un gigabyte, cuando hasta ahora el colegio con mayor capacidad disponía de 100 megas, y servicio wifi ultrarrápido en todos los espacios educativos. Son magnitudes que permitirán el uso de aplicaciones sofisticadas que vayan emergiendo y el análisis masivo de datos (Big Data) para, por ejemplo, adaptar la enseñanza a cada alumno.

El ensayo de Infiesto consistió en conectar entre sí a tres aulas de la asignatura de tecnología de segundo ESO: una en el instituto piloñés, otra en el Doña Jimena y una tercera en el centro Carmen y Severo Ochoa de Luarca. Por medio de grandes pantallas, los docentes y los niños de los tres centros estuvieron interconectados en un ensayo de lo que próximamente será el desarrollo de clases y otras actividades conjuntas. Los profesores ensalzaron las posibilidades educativas de las nuevas tecnologías, en tanto que el ministro Nadal enfatizó la posición de España en banda ancha: "Somos el tercer país del mundo con más fibra óptica".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

IBEX- 35