07 de enero de 2019
07.01.2019

El euribor cerró 2018 con su mayor subida desde 2014, aunque sigue en negativo

07.01.2019 | 00:02

El euribor cerró 2018 en una tasa del -0,129%. El tipo de interés se quedó en terreno negativo, pero sumando nueve meses consecutivos de subidas. Poco a poco. Porque de noviembre a diciembre el euribor tan sólo subió en dos centésimas, seis en comparación con el último mes de 2017.

Con estos datos, el hipotecado medio asturiano ya notará un levísimo repunte en su cuota hipotecaria. Eso sí, mínima. De esta forma, quien tenga un préstamo de 125.000 euros a 25 años con un diferencial de un punto sobre el euribor tendrá que pagar ahora unos 4 euros más que hace un año si le tocó la revisión del crédito en diciembre. En concreto, ahora tendría que abonar una cuota de 464 euros, mientras que en diciembre de 2017 estaba pagando 460 euros.

La tasa hipotecaria tuvo varios hitos a lo largo de 2018. En febrero marcó su mínimo histórico, en el -0,191%. Pero desde entonces inició una tendencia alcista que le llevó a que al final de verano, en septiembre, el ascenso ya fuera suficiente como para encarecer las hipotecas por primera vez en cuatro años. Estos ascensos están motivados por la expectativa de que se produzca una subida de los tipos de interés en la zona euro en 2019. Los analistas coinciden en que el euribor continuará incrementándose a lo largo de los próximos meses.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

IBEX- 35