25 de septiembre de 2019
25.09.2019
CONTENIDO PATROCINADO

¿Por qué estudiar Formación Profesional?

La FP ofrece los estudios profesionales más cercanos a la realidad del mercado de trabajo y da respuesta a las demandas de empleo

25.09.2019 | 15:14
Acto en el CIFP La Laboral de Gijón.

La formación con la que accede una persona al mercado laboral actual juega un papel fundamental en la posibilidad de encontrar empleo. Pero la inserción laboral exitosa de los jóvenes, así como la de los adultos, ya no depende solo de su nivel de formación, sino también de su nivel de competencia personal y profesional. En la actualidad, la FP son los estudios profesionales más cercanos a la realidad del mercado de trabajo y dan respuesta a la necesidad actual de demanda de empleo de personal cualificado especializado en los distintos sectores profesionales. A las enseñanzas de FP no solo pueden acudir los alumnos que las eligen como una segunda opción educativa, bien por haber abandonado previamente los estudios (de carácter general o profesional), bien porque han decidido cambiar su itinerario educativo.

Deben acudir todas aquellas personas que entiendan las enseñanzas de FP, tanto de grado medio como de grado superior, como una opción atractiva, accesible y de alta calidad que les facilitará una formación innovadora y flexible, muy cercana a la realidad social y empresarial, que les permitirá adaptarse a la diversificación de las tareas y diferentes puestos de trabajo y al finalizar les facilitará una inserción laboral satisfactoria en aquello para lo que los alumnos se hayan formado. Por ello, se sitúa a la FP como la vía más rápida y segura de acceder a un primer empleo. Además, esta alta inserción laboral se basa en una constante actualización y creación de nuevos títulos de FP, ya que responde a las necesidades de nuevos perfiles profesionales en el mercado laboral cambiante y a la adaptación a las necesidades de un mercado futuro. Asimismo, la FP actual ha implantado numerosas medidas que se irán desgranando en esta sección que se dirigen a facilitar el acceso, la motivación y cualificación a toda la población para su vuelta a las aulas, permitiéndoles compaginar y conciliar las enseñanzas con responsabilidades familiares y laborales. Observando sus resultados, la FP ya se ha transformado en una formación que responde a la demanda real de empleo, ahora es el momento del cambio en la sociedad española.

El alumnado matriculado en Formación Profesional de grado medio y grado superior se ha incrementado hasta casi alcanzar el 50 por ciento desde el curso 2007-2008 hasta el curso 2015-2016, pasando de 451.541 alumnos a 719 .087, respectivamente.

En cuanto a la FP a distancia, en este mismo periodo ha pasado de 10.951 alumnos a 57.931, con una oferta de 101 títulos a través de la plataforma E-Learning. Según el mapa de la oferta de la Formación Profesional en España, para el año 2020 el 50 por ciento de los empleos requerirá de una titulación de grado medio (FP y Bachillerato) y el 35 por ciento de una titulación de superior. Mientras que en Europa la mayoría de los trabajadores presenta niveles de formación intermedios, que corresponden a titulaciones de ciclos formativos de grado medio, en España nuestra estructura de "reloj de arena" muestra que existe una escasez de cualificaciones intermedias y los trabajadores tienen niveles educativos bajos o muy altos. De esta lectura se desprende que existe una alta demanda actual y futura de profesionales titulados en grado medio, así como de grado superior, pero en menor medida en las empresas españolas.
Asturias cuenta con ocho centros integrados de Formación Profesional, referentes en España por la alta cualificación de su profesorado y cursos adaptados a las necesidades del mercado laboral.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook