Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El área sanitaria V registra al año casi 200 urgencias por consumo de drogas

El perfil es el de un hombre de 45 años con intoxicación etílica aguda y el de una mujer algo más joven y en la que la ingesta de sedantes es mayor

Los servicios sanitarios del área V (Gijón, Carreño y Villaviciosa) atendieron en 2016 casi 200 urgencias hospitalarias por consumo de drogas. En total en Asturias fueron 559 episodios de urgencias por este motivo. El de Gijón fue el área asturiana con más casos, un 7% más que Avilés, la siguiente comarca con más sucesos -y a falta de datos del área de Oviedo, que no están registrados en el Observatorio Español sobre Drogas-.

Los hombres son, en mayor medida, los que protagonizan estas atenciones en urgencias, con un 58% del total frente al 42% de casos que tienen a una mujer como paciente. Lo mismo en un sexo que en otro, prima sobremanera la nacionalidad española entre los afectados (95%), y la edad media se sitúa en la década de los 40, siendo algo más jóvenes las mujeres (41 años de media) que los hombres (45 años) con consumos abusivos.

Los datos forman parte de la memoria del Observatorio Español sobre Drogas, que recoge el indicador de las ugencias hospitalarias para conocer las características sociodemográficas, describir patrones de consumo y los problemas agudos que sufren los consumidores. La memoria hace alusión a los datos del año 2016.

Quizá el registro más relevante es el que tiene que ver con el tipo de sustancia que determina las atenciones y los ingresos. Tanto en hombres como en mujeres ese consumo es debido, mayoritariamente, al alcohol. Aunque con matices. En el cómputo global queda claro que dos de cada tres casos de asistencia en urgencias (independientemente del sexo) es debido al consumo de alcohol, seguido del consumo del grupo de drogas que incluye los hipnóticos, sedantes, ansiolíticos y tranquilizantes (19%); a continuación están las urgencias vinculadas a la ingesta de antidepresivos (4%) y finalmente a la cocaína (1%).

Pero en el desagregado por sexos se aprecia que en las mujeres el consumo abusivo de hipnóticos se multiplica por cinco respecto a los hombres. En los varones el alcohol está detrás del 87% de las urgencias, seguido de los hipnóticos en un 7% de casos y los antidepresivos en un 1%. Cuando la proporción se mira en las mujeres el alcohol genera el 55% de las urgencias, los hipnóticos el 35% y los antidepresivos el 7%.

Si lo que se cruza es la variable de sexo y edad, entonces queda claro que en las mujeres de más de 35 años el primer puesto de consumos que generan urgencias lo tienen los hipnóticos y sedantes. Finalmente, en el caso concreto de las patologías que presentan esos pacientes que llegan al hospital, se ve que la causa de la urgencia es mayoritariamente la intoxicación etílica aguda (57% de casos), seguido del intento de suicidio con psicofármacos (15%). De nuevo en la revisión por sexos las cosas cambian algo: en las mujeres los intentos de suicidio con abuso de drogas llega al 26%.

Compartir el artículo

stats