10 de abril de 2018
10.04.2018

El Lugo estalla contra los arbitrajes

El Lugo ha estallado contra los arbitrajes después de haber sufrido este domingo su tercera expulsión en los cuatro últimos encuentros de la te

10.04.2018 | 16:05

El Lugo ha estallado contra los arbitrajes después de haber sufrido este domingo su tercera expulsión en los cuatro últimos encuentros de la temporada.

El equipo gallego afrontó con inferioridad la mitad de la segunda parte del encuentro con el Oviedo (0-1), que aprovechó ese periodo para derrotarle, y también se quedó en inferioridad ante el Córdoba y el Valladolid.

Tras el choque con los asturianos, el primero en levantar la voz fue el entrenador, Francisco Rodríguez, que fue expulsado por el madrileño Moreno Aragón poco después de que el equipo se quedara con diez.

"Con los grandes les veo totalmente diferente (a los árbitros). Puede ser tarjeta pero luego hay otra entrada (de un jugador del Oviedo) donde estoy yo y sin tarjeta. Me indigna un poco aunque no quiere decir que sea el árbitro el culpable, pero estar media hora con diez es difícil para un equipo como el nuestro", opinó.

Los jugadores respaldaron el discurso de su entrenador, caso del centrocampista Antonio Campillo, que fue contundente al criticar la expulsión de Vasyl Kravets.

"Otra vez nos vuelven a decir que no hay expulsión y volverá a ser lo de siempre, que no es expulsión, que le quitarán la amarilla, pero claro, ya hemos jugado, perdido el partido y no pasará nada. El fin de semana que viene puede que pase lo mismo y no pasará nada", lamentó.

Las actuaciones de los árbitros genera sospechas en el vestuario del conjunto gallego con acusaciones veladas.

"No sé si les molestará que estemos ahí o que nos podamos enganchar a esa zona para estar tranquilos y disfrutar, pero parece que alguien no nos deja disfrutar", explicó antes de incidir en "el diferente criterio" que aplican los árbitros.

"No pedimos que nos den sino que por lo menos no nos quiten cosas. Sabemos que vayamos donde vayamos, incluso en casa, va a ser complicado", manifestó.

Su compañero, Iriome González, coincidió con Campillo en el "doble rasero" que parecen aplicar los árbitros con el Lugo.

"Hay jugadas que para un equipo quedan en nada, y a nosotros a la primera nos sacan amarilla. Eso te condiciona, te carga de amarillas, te va minando y es algo que no ha pasado solo esta semana", declaró el tinerfeño.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook