31 de mayo de 2008
31.05.2008

El juez manda a prisión a un camello que vendía droga con su bebé para disimular

V. A. V. F., alias «Chento», de 40 años, llevaba encima 57 bolsas de heroína y a su hijo de 15 meses en brazos cuando fue detenido en La Felguera

31.05.2008 | 02:00

Llevaba a su hijo en brazos para disimular mientras vendía heroína por las calles de La Felguera y Riaño. Eso es lo que creen los agentes del grupo de estupefacientes de la Policía Nacional de Langreo que hacía V. A. V. F., de 40 años de edad y vecino de La Felguera, que fue detenido con 57 bolsas de heroína en el distrito langreano y su hijo de 15 meses en brazos. La voz de alarma la dieron los vecinos, que se sorprendían cada día al ver a un hombre bajito con un bebé realizando extraños intercambios en parques de La Felguera y Riaño con grupos de toxicómanos.

Langreo, J. E. M.

El grupo de estupefacientes de la Policía Nacional de Langreo ha detenido a un traficante de La Felguera que vendía heroína por las calles de La Felguera y Riaño acompañado de su hijo, un bebé de 15 meses. La Policía sospecha que el detenido, conocido por el apodo de «Chento» e identificado como V. A. V. F., de 40 años y vecino de Langreo, usaba al niño para disimular y no levantar sospechas. En la detención se le incautaron 57 bolsas de heroína envasadas y selladas. «Chento» ha sido detenido con anterioridad en diez ocasiones, cinco de ellas por tráfico de drogas. Tras estudiar el caso y las pruebas aportadas por los agentes, el juez dictaminó el ingreso en Villabona del detenido. El traficante, un consumidor que «trapicheaba» para pagarse el vicio, solía vender la droga en el parque Viejo, el parque Nuevo, el parque Pinín, la calle Marqués de Bolarque y el barrio de La Pomar, en La Felguera, y en Riaño.


La alarma saltó gracias a las denuncias vecinales, que hacían referencia a un individuo de baja estatura y que de forma muy rápida realizaba intercambios con toxicómanos en la misma vía pública. Tras las denuncias, los agentes empezaron a realizar las primeras gestiones y vigilancias, llegando a determinar que el modus operandi correspondía al típico «traficante-consumidor» que adquiere pequeñas cantidades diarias para obtener un beneficio que le permita costear su propia adicción.


La detención tuvo lugar esta semana cuando, llevando en brazos a su hijo, se disponía a empezar la venta con dos drogodependientes en las proximidades de la calle Marqués de Bolarque.


Las sospechas de los vecinos que alertaron a la Policía se despertaron al ver cómo casi a diario un individuo de baja estatura y con un bebé de pocos meses acudía a varias zonas verdes de los distritos de Riaño y La Felguera, áreas normalmente frecuentadas por toxicómanos, y de forma muy rápida realizaba algún intercambio en la misma vía pública.


La Policía Nacional considera que con esta detención se logra neutralizar momentáneamente la venta de heroína a un grupo muy concreto de toxicómanos de Langreo y Siero.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Canal esquí

Esquí

Toda la información sobre la nieve

Consulta la información más completa de las estaciones de esquí, el tiempo y el estado de la nieve

 
Enlaces recomendados: Premios Cine