01 de noviembre de 2018
01.11.2018

El gobierno tapiego autoriza que los cargos políticos cobren el sueldo pendiente

01.11.2018 | 01:06

La alcaldesa de Tapia, Ana Vigón, el teniente de alcalde, Guzmán Fernández, y la concejala de Cultura, Carmen Lopes, podrán finalmente cobrar la nómina de septiembre. El gobierno en coalición del PSOE y Foro aprobó en solitario levantar el reparo legal que impedía el pago. Por su parte, el PP se abstuvo, criticó la situación provocada por la ausencia de secretario y cuestionó duramente que aún no se haya formalizado el pago a proveedores.

Cabe recordar que la funcionaria comisionada por el Principado para el pago de las nóminas de los trabajadores municipales detectó defectos en el procedimiento por no existir un informe de fiscalización previo. Vigón levantó el reparo con un decreto de Alcaldía lo que permitió que cobrasen los empleados de la plantilla, no así los tres liberados políticos, cuestión que debía ir al Pleno. La regidora confía en que, una vez realizado todo este proceso, la nómina de octubre de toda la plantilla se pueda pagar con rapidez.

"No es razonable traer el asunto a Pleno. La solución es más sencilla", denunció el popular Ernesto Maseda, quien sostuvo que el informe de fiscalización de tres nóminas se hace "en media hora". A renglón seguido, expuso los problemas que está provocando el impago de las facturas a los proveedores (el último pago fue el 31 de julio). "Están preocupados, esta dilatación en el tiempo les supone un problema", añadió la edil Dulce Martínez.

La regidora tapiega explicó que se trata de dos procedimientos diferentes y que para el pago de las facturas se solicitó hace más de seis semanas una asistencia técnica que está actualmente en marcha. "No pretendáis decir que los cargos políticos queremos cobrar antes que los proveedores. Los tiempos no los estoy marcando yo", precisó Vigón, quien recalcó la abundancia de información que requiere cada asistencia con la administración local.

En la discusión medió la propia funcionaria desplazada a Tapia para la celebración de este pleno ordinario, quien explicó la dificultad del procedimiento. "Las personas a las que les toca fiscalizar no conocen a los proveedores, eso provoca que se pida información para aclarar dudas que no tendría la persona que estuviera aquí trabajando. Son datos que nosotros desconocemos", indicó, al tiempo que se disculpó en nombre de sus compañeros y dejó claro que todos son "conscientes de la trascendencia" que tiene este proceso. "A nadie le gusta retrasar el pago", apostilló.

En el rifirrafe entre gobierno y oposición también salió a relucir el asunto de quién es el responsable de no cubrir a tiempo la plaza de secretario.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas