26 de julio de 2020
26.07.2020
La Nueva España

Navelgas: verano sin bateo en la "villa del oro"

La pandemia obliga a cancelar uno de los eventos más esperados de la temporada estival tinetense

25.07.2020 | 23:56
Visitantes en el Museo del Oro de Navelgas, aprendiendo a batear.

Esta semana debería ser especial para los vecinos de Navelgas, en el concejo de Tineo. Como cada último fin de semana del mes de julio, se debería celebrar una nueva edición del Campeonato nacional de bateo de oro (fiesta declarada de interés turístico regional), pero la pandemia de covid-19 ha obligado a cancelar el evento.

La organización publicó un comunicado a principios del pasado mes de junio en el que, en un ejercicio de responsabilidad con los participantes y la localidad, se anunciaba la decisión de posponer la vigésima edición del campeonato, ya que, "por el momento, se desconocen las normas que estarán vigentes para esa fecha, y desde la organización no nos vemos capaces de garantizar los protocolos que se tendrán que aplicar este caso", señalaron. El gran número de participantes en ediciones anteriores, más de 200, los cuales utilizan las mismas instalaciones y tienen que afrontar competiciones en grupos, impide el total cumplimiento de las medidas de seguridad decretadas por el Gobierno, lo que condujo a la suspensión.

Los negocios del pueblo ya están notando esta cancelación. "Hay diferencia, claro. Para nosotros es algo muy importante, para todos los negocios. La diferencia entre la gente que debería de haber y la que habrá se va a notar un montón", comenta Samuel González, uno de los hosteleros de la localidad.

Noelia Fernández, vecina de Navelgas, echa de menos el ambiente que genera este tipo de competiciones. "El bateo es algo que todo navelguense lleva dentro y que este año no se pueda celebrar me da mucha pena. Estos días debería de haber mucho más ambiente en el pueblo pero la salud es lo más importante, aquí hay gente mayor y no se les puede poner en peligro".

"Normalmente por estas fechas los bares están siempre hasta arriba. Aunque sigue habiendo mucha gente, porque la gente que normalmente viene de vacaciones no las ha cancelado, se echa en falta un poco de actividad" opina Andrea Méndez, que vive en los alrededores de la "villa del oro".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook