Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Villanueva de Oscos deniega el plan especial para la instalación del parque eólico Escorpio

“Seguiremos apostando por las renovables siempre que sus promotores se sienten a negociar en la mejor línea para todos”, defiende el Alcalde

Parque eólico en Villanueva de Oscos

Parque eólico en Villanueva de Oscos

El Ayuntamiento de Villanueva de Oscos paraliza por ahora el proyecto de instalación del parque eólico Escorpio, de seis aerogeneradores. La paralización es fruto de una decisión tomada por el Pleno en abril, cuando denegó la aprobación inicial del modificado del plan especial requerido para la instalación del eólico. Ahora se hace efectiva con su publicación en el Boletín Oficial del Principado (BOPA).

El Pleno tomó esta decisión en abril al saber que un mes antes, en marzo, la promotora del parque eólico había publicado en el BOPA la aprobación inicial de ese plan especial, argumentado silencio positivo por parte de la administración municipal.

Sin embargo, desde el Ayuntamiento apuntan que no existía un acuerdo de negociación con la empresa y que esta “se saltaba las oposiciones municipales”. De ahí que se tomara la decisión de paralizar el trámite con la denegación.

El alcalde, Abel Lastra, busca que estos proyectos sean beneficiosos para el concejo y se desarrollen de forma ordenada. Por ello, asegura que “seguiremos apostando por este sector de las renovables, siempre y cuando se sienten a negociar en la mejor línea para todos”.

La Coordinadora Ecoloxista d’Asturies se mostró satisfecha por el paso dado por el Ayuntamiento y advierte que habría que descartar este proyecto porque se instalaría dentro de la Reserva de la Biosfera del río Eo, Oscos y Tierra de Burón. “El Gobierno viene declarando en la Junta General en las últimas semanas que se excluirá el desarrollo de parques eólicos en parques naturales y zonas protegidas, como es este caso, por lo que no entendemos por qué se tramitan si eso es verdad”, plantea el portavoz, Fructuoso Pontigo.

Compartir el artículo

stats