Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Arriondas en blanco y negro

Amigos de Parres guarda como un tesoro siete mil imágenes de la historia del concejo desde comienzos del siglo XX, con el Sella como gran protagonista

El maestro Ceferino, con sus alumnos, en las Escuelas Graduadas.

El maestro Ceferino, con sus alumnos, en las Escuelas Graduadas.

El patrimonio fotográfico de Parres cuenta con unos guardianes de lujo. Son los miembros de la asociación cultural "Amigos de Parres", que llevan más de dos décadas recopilando y digitalizando la memoria visual del concejo.

La expansión de las redes sociales ha servido para dar mayor visibilidad y un nuevo impulso al proyecto, según explica el presidente del colectivo desde su fundación, Titu Manzano. "Tenemos hacia siete mil instantáneas en papel que se remontan a comienzos del siglo XX y están clasificadas en álbumes por temas monográficos. Digitalizadas hay muchísimas más", explica.

La Sociedad La Peruyal, el descenso del Sella, el mirador del Fitu, el fútbol parragués o la pesca del salmón ocupan capítulos destacados en la colección, que el asociado Fidel Larrea guarda como un tesoro en su negocio de textil en la capital parraguesa. "También las damos a conocer a través de publicaciones en papel, como la guía de Arriondas que sacamos en 2011, o de exposiciones, como la de reproducción de carteles de publicidad asturiana de la primera mitad del pasado siglo que instalamos en la casa de cultura local el año pasado", cuenta Larrea. Su madre, Tita Larrea, y el también fallecido Ramón el Roque, fueron junto con vecinos como Falo Cueto algunos de los encargados de identificar a los protagonistas de las imágenes y de aportar meticulosos pies de foto a las mismas.

Las instantáneas de edificaciones de indianos como la hoy deteriorada Casa Cepa, del puente de Arriondas derruido durante la guerra en octubre de 1937 o de los impulsores de la fiesta del Bollu (Tomás Cueto, Manuel Cuadriello, Antonio Ichaso, Luis Almeida), tomada en 1949, son algunas de las joyas de la colección. Otra de las reliquias del archivo es la fotografía tomada en 1978 durante la visita a Coya del actual presidente del Comité Organizador del Descenso Internacional del Sella (Codis), Juan Manuel Feliz, junto con Juan Cueto y Emilio Llamedo, para convencer al fundador de la fiesta de Les Piragües, Dionisio de la Huerta, de que retornara a la organización de la prueba.

Y el fondo crece cada día gracias a la colaboración de los vecinos. "Nos van cediendo muchas con la particularidad de que en algunos casos tenemos que devolver las originales y quedarnos sólo con la copia escaneada. Otras aparecen por ahí en desvanes o casas abandonadas y nos las van donando. Todas son bien recibidas, nuevas y viejas", asegura el presidente del colectivo.

"Amigos de Parres" comenzó su andadura en enero de 1990 para evitar que actividades como el Antroxu de Arriondas se perdieran, después de que la asociación de comerciantes local, Prodepa, anunciara su disolución. Los primeros certámenes de la castaña, el concurso de escaparates o el relanzamiento de la fiesta del Fitu son sólo algunas de las acciones que han llevado a cabo durante sus 27 años de vida, sin olvidar la concesión anual del Premio Fayuela, que el próximo día 27 entregarán al colectivo "Collacios de Aballe" por su labor de dinamización del mundo rural parragués. "Nosotros siempre estamos dispuestos a colaborar con todos los organismos que nos requieran por el bien de Parres", explican los asociados, que aportaron documentación para sacar adelante publicaciones como la biografía sobre Dionisio de la Huerta escrita por Janel Cuesta. La idea de ponerle al fundador de las piraguas un monumento en la plaza Venancio Pando de Arriondas o de bautizar al polideportivo con el nombre del piragüista Javier Hernanz son otras de las propuestas que apoyaron.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats