Suscríbete La Nueva España

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Oviedo solo facilitará llevar facultades a El Cristo si Minas no se traslada a Mieres

Canteli recuerda que el Ayuntamiento "debe aprobar los cambios", aunque reconoce que le "alegraría que de una vez se actuara en el antiguo HUCA"

El Ayuntamiento de Oviedo no facilitará ninguna operación urbanística para trasladar las facultades de Ciencias, Formación para el Profesorado (ambas en Llamaquique) e Ingeniería Informática a los terrenos del antiguo HUCA en El Cristo a no ser que la Universidad dé marcha atrás con sus planes para trasladar la Escuela de Minas con dirección al campus de Barredo (Mieres). Con esa contundencia se expresó ayer el alcalde ovetense, Alfredo Canteli, tras conocer nuevos planes de reordenación de facultades pactados entre la Universidad y el Principado y que facilitarían la concentración de sedes judiciales en el entorno de Llamaquique. Canteli entiende que es el Consistorio el que tiene la sartén por el mango en todo este intercambio de inmuebles y que supone un giro en el plan estratégico que había presentado el rector, Ignacio Villaverde, en enero. "Habíamos desarrollado un plan que no tenía en su horizonte más cercano los terrenos del HUCA, ahora sí que tenemos esos espacios en un horizonte más cercano", reconocía ayer Villaverde.

Pero será el poder municipal el que tenga la última palabra sobre esos terrenos. "El Ayuntamiento de Oviedo es un agente indispensable a la hora de desarrollar estos planes, ya que deberá aprobar el cambio de calificación de los mismos, tanto en El Cristo como en el resto de edificios de la Universidad si pretende venderlos. Y, como siempre, mientras yo sea alcalde, el Ayuntamiento estará dispuesto a colaborar con otras instituciones para todos los proyectos que sean de interés para la Universidad, para Asturias y, especialmente, para Oviedo y los ovetenses", señaló Canteli. Hay un pero. "Esa colaboración se verá muy alterada si se perpetra el latrocinio programado por el Rector para que Oviedo pierda su emblemática Escuela de Minas", apuntó. Aunque sí que ve con buenos ojos el alcalde que se actúe en los antiguos terrenos sanitarios. "Como alcalde estoy a favor del nuevo planteamiento adelantado por el Presidente del Principado, porque me alegraría que de una vez por todas se actuara seria y responsablemente en los terrenos del antiguo HUCA", dijo.

La mudanza de la Escuela a la comarca del Caudal sigue en pie y va quemando etapas, lo que enerva los ánimos del regidor carbayón. "Lleva (en alusión al Rector) desde finales de enero tramitando un plan de movimiento de centros universitarios en Oviedo que anunció como muy meditado y analizado y ahora resulta que de ese plan solo queda el traslado de Minas; el resto ha desaparecido para llevar la mayor parte de los estudios a los edificios del antiguo HUCA. Es una tomadura de pelo a los miembros del Consejo Social, a la comunidad universitaria y a todos los asturianos. Estamos ante una demostración de que el Rector no planifica; improvisa, siguiendo sus intereses personales y políticos", dijo Canteli. Lo que más ha molestado en el Consistorio es que Ciencias ya no hará parada en Minas, como estaba previsto. Ya no será así. Irá directamente a El Cristo. Ahora el plan pasa por llevar algunas aulas al edificio de la calle Independencia. "Tal y como demuestra este nuevo planteamiento adelantado por Barbón y aplaudido por el Rector, no hay razón alguna para quitarle la Escuela de Minas a Oviedo más allá de la obsesión de la izquierda asturiana para llevar esta ‘perla’ científica al campus que se inventaron en Mieres gastando 131 millones y que han sido incapaces de promocionar con nuevos grados como todos los asturianos queremos que se haga", señaló Canteli, quien añadió que "con este cambio de plan estratégico parece claro que quien lidera el proyecto de futuro de las sedes de la Universidad en Oviedo es el presidente del Principado, Adrián Barbón".

Ignacio Villaverde no lo ve así. A su entender, el anunció de Barbón durante el debate del estado de la región, que dijo que el Principado estaba un paso de llegar a un acuerdo con la Seguridad Social para lograr la cesión de los terrenos del HUCA, "puede culminar una de las grandes aspiraciones de la Universidad, pendiente desde el año 1989". Y añadió: "La ubicación de centros de la Universidad en El Cristo, en los terrenos del antiguo hospital, ya se había estudiado por parte de la institución a finales de los años 80; hubo un proyecto en la época del Campus de Excelencia Internacional con Vicente Gotor; un par de ellos durante el mandato de Santiago García Granda y nosotros, a partir de esos proyectos previos, también habíamos hecho propuestas en ese sentido al Principado". Esta reordenación permitirá a la Universidad, según Villaverde, "consolidar a Oviedo como una gran ciudad universitaria con dos grandes campus, al norte el Milán, y al sur El Cristo y permite crear ecosistemas universitarios que siempre son muy productivos". En el centro quedarían los órganos de gobierno universitario. "Ahora hay que ponerse a trabajar para desarrollar todos los planes, diseñar el Campus, que tiene que ser un Campus ejemplar, sostenible e innovador, porque es el futuro de la Universidad para las próximas décadas", señaló.

Chamorro considera que la reunificación "satisface" las necesidades de la Justicia

L. Á. V./J. L. S.

La Justicia asturiana ve con buenos ojos que el actual edificio de la facultad de Ciencias vaya a ser la nueva casa de la Audiencia Provincial. La satisfacción de poder ganar espacio la verbalizó ayer el presidente del Tribunal Superior de Justicia de Asturias, Jesús María Chamorro. "Es cierto que no conocemos los detalles del acuerdo, pero satisface las necesidades que tiene la Justicia asturiana en Oviedo, ahora hace falta que se materialice y que a corto plazo podamos tener la reunificación de las sedes en la ciudad; a más medio plazo queremos ocupar más edificios para prestar otros servicios adicionales, poder crecer con otros órganos judiciales y poder prestar a los ciudadanos una justicia de calidad", valoró. Lo más inmediato es la mudanza de la Audiencia. El vacío que dejará en la vecina Ciudad de la Justicia, también en Llamaquique, lo ocuparán los seis órganos judiciales que ahora mismo están dispersos por la ciudad, anunció Chamorro.

"Así podremos agrupar los juzgados que ahora mismo están dispersos por la Ería; la Corredoria; la calle el Rosal; y la de Pedro Masaveu, en el edificio que ahora ocupa la Audiencia en la antigua calle comandante Caballero", aseguró Chamorro. El presidente del TSJA también espera que a no muy tardar el Principado les convoque para exponerles con mayor concreción los detalles del acuerdo. "Queremos saber qué plazos se manejan. En todo caso sí que parece que se ve luz al final del túnel, que visto los años que llevamos esperando no es poca cosa", aseguró.

Entre los partidos de la oposición en el Parlamento asturiano hubo cierto consenso en que el plan es positivo, pero con algún que otro matiz. Pablo Álvarez-Pire, portavoz del PP, destacó que "nos alegra que al final el Gobierno de Adrián Barbón haya recapacitado y aceptado la solución que llevamos años defendiendo para la reunificación de las sedes judiciales en Llamaquique". Con un pero: "Lamentamos que se haya dado cuenta tarde y haya dejado pasar estos tres años en blanco sin hacer nada". Mientras que Susana Fernández, de Ciudadanos, resaltó que "sería una buena noticia si alguna vez se hiciera realidad. Somos escépticos con este anuncio porque se trata de la octava propuesta de reunificación de sedes judiciales que hace un Gobierno socialista en Asturias en los últimos 20 años". Por su parte, Rafa Palacios, de Podemos, agregó que "la lentitud del Gobierno de Asturias para resolver la situación de los terrenos de El Cristo oculta un problema aún mayor: la desconexión del Gobierno con los movimientos sociales y vecinales". Criticó el plan de La Vega, los planes para la Ronda Norte y aseguró que los terrenos del antiguo HUCA parecen Chernóbil. Ángela Vallina, de IU, resaltó que el plan "suena bien, estamos de acuerdo, pero queremos ver la letra pequeña de la negociación no vaya a ser como la nefasta negociación de La Vega". Por su parte, Adrián Pumares, de Foro Asturias, ve "precipitado dar por cerrado el asunto cuando todavía no se ha llegado a un acuerdo entre el Principado, el Ayuntamiento y la Universidad". Ignacio Blanco, de Vox, destacó que "no podemos fiarnos del presidente Barbón, solo le conocemos promesas y mentiras, no hechos". Armando Bartolomé, del grupo mixto, destacó que "se trata de un anuncio en clave electoral basado en hechos probables". Mientras que Lidia Fernández, portavoz del PSOE en la Junta, destacó que el anuncio "contribuye a dar solución a las reivindicaciones y necesidades tanto de la Universidad como de la administración de Justicia".

Compartir el artículo

stats