Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Una mayanza muy solidaria: sidra que se va al Banco de Alimentos de Asturias

Tres lagares asturianos inician una campaña con la ONG, a la que donarán parte del beneficio de la venta de la sidra elaborada

Una mayanza muy solidaria Inés Gago

Para ver este vídeo suscríbete a La Nueva España o inicia sesión si ya eres suscriptor.

Una mayanza muy solidaria Inés Gago

Juan Cima, vecino de Lugones, se jubiló y comenzó a ser voluntario en el Banco de Alimentos. Recuerda que de niño, sí mayaba manzana, pero llevaba mucho sin hacerlo. Ayer rememoró la experiencia; tres lagareros asturianos, “Trabanco”, “Muñiz” y “Foncueva”, unieron sus fuerzas para invitar a los voluntarios de la entidad a probar la experiencia. Se trata de una campaña solidaria, iniciada ayer con una mayanza, en la que los lagareros, cuando la sidra de esta cosecha salga a la venta, aportarán parte de lo recaudado al Banco de Alimentos.

Un grupo de voluntarios recogiendo manzanas. I. G.

“En nuestra mentalidad está la responsabilidad social corporativa: colaborar y ayudar en la medida de lo posible”, resaltó en su lagar de Tiñana, Manuel Riestra. No es el primer proyecto de este tipo en el que participan los profesionales del sector, señaló, porque pretenden reflejar con estas iniciativas que la sidra también tiene “una parte solidaria”. Riestra explicó a cada uno de los ocho voluntarios las partes del proceso de elaboración de la bebida tradicional asturiana y hasta les hizo rellenar una botella con mosto que luego probaron.

Manuel Riestra, de Sidra Muñiz, brinda con el presidente del Banco de Alimentos, Bernardo Sopeña. | I. G.

Además de Juan Cima, que regresaba a su infancia a partir del olor de la sidra en elaboración, otra voluntaria se mostraba ilusionada por la experiencia. Era Josefa Cañadas, vicepresidenta del Banco de Alimentos y vecina de Gijón. Su familia es de Ciudad Real y ella nunca antes había mayado manzana, rellenado una botella de mosto o visitado un lagar.

“De aquí, lo primero que nos llevamos es el dinero. Es muy importante que piensen en nosotros, porque la situación de las familias, aunque ha mejorado, en algunos sectores sigue siendo muy dura”, cuenta la voluntaria gijonesa. Además de la campaña “Mayamos por ti”, se está realizando de forma simultánea la “Gran recogida de alimentos”. Y, según cuenta, no están obteniendo el resultado esperado: “Toda ayuda será bienvenida”.

De recorrido por el llagar. I. G.

Aún es pronto para saber qué cantidades percibirá en el Banco de Alimentos a raíz de esta campaña. “Irán en función de la venta”, determinó el propietario de “Sidra Muñiz”, quien hizo hincapié en que esta es una forma más de colaboración, al igual que los lagareros ya lo están haciendo con el Banco de Alimentos.

“En mayo o en abril, cuando salga a la venta la sidra, conoceremos el beneficio del Banco de Alimentos. Es la primera iniciativa de este estilo que tenemos con el grupo de lagareros”, resaltó el presidente del Banco de Alimentos de Asturias, Bernardo Sopeña. Y para celebrarlo, un brindis con un vaso de sidra recién escanciada del tonel con el propietario de Sidra Muñiz, Manuel Riestra, en Tiñana. “Yo no traje coche”, bromea el voluntario del Banco de Alimentos. Y que sean muchas más.

Compartir el artículo

stats