Suscríbete La Nueva España

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Nuevos errores en los baremos de las oposiciones siembran el desconcierto y la queja contra Educación

La Consejería ya tiene colgados los nuevos listados revisados

Opositores en unos exámenes. Gregorio Marrero

Las oposiciones al cuerpo de maestros de Asturias vivieron hoy otro día negro. Con más de 6.000 personas pendientes de las puntuaciones finales, resultó que las listas provisionales que esta mañana hacía públicas la Consejería con los aspirantes aptos estaban viciadas por errores de base.

Para cuando sindicatos como CCOO daban traslado a los portavoces del Principado de que había clamorosos errores en la ponderación de las fases de oposición y concurso de varias especialidades, en las que se habría calculado la nota atribuyendo un peso de 60/40 a la notas de la fase oposición y la del concurso o méritos, en lugar de hacer los cálculos con el valor diferente, de 66,6% y 33,3% respectivamente que tenían este año, en las redes sociales y foros de opositores el grito ya estaba puesto en el cielo.

Y no era el único problema. Los portavoces de Comisiones también hacían partícipes a los responsables de la Consejería de que en el baremo de la especialidad de Primaria faltan todos aquellos aspirantes cuyo primer apellido comenzaba por la letra E, así como la ausencia de algunos aspirantes que superaron el proceso y no aparecían como aptos.

Tras realizarse desde la Consejería las comprobaciones oportunas se confirmó el error en las listas provisionales de aptos, y se procedió a retirarlas de inmediato del portal de Educastur donde estuvieron a disposición de todos los interesados. El error, explican desde la Consejería, no afectó a la especialidad de Infantil, ya que su procedimiento concluirá la próxima semana. 

La administración revisó durante las primeras horas de la tarde los listados provisionales y comprobó que el programa que aplica el baremo utilizó una ponderación anterior, de los últimos años, tal como estaban avisando los afectados.

La consejería corrigió la ponderación en el programa y en torno a las siete y media de la tarde pudo volver a publicar los listados en Educastur, que pueden comprobarse en el siguiente enlace.

Listas corregidas

En total, dicen desde la Consejería, se localizaron solamente once aspirantes que aparecían en la primera publicación y no están en la que se ha subsanado. Por tanto, once excluidos inicialmente han entrado en los listados. Pero eso, pocos lo sabían en un el procedimiento en el que participaron un total de 4.943, de los 6.459 inscritos.

Y el problema es que llovía sobre mojado. La propia convocatoria de las oposiciones tuvo 3 correcciones y el baremo fue publicado dos veces al usar en ambos casos legislación derogada.

"Los opositores no salen de su asombro y el enfado llega al punto de participar en foros tomándola contra los miembros de los Tribunales, que no se merecen este trato, porque trabajan con las herramientas que les han facilitado y se han pasado casi un mes compaginando docencia en sus centros y oposiciones, con jornadas de trabajo maratonianas de 12-13h, poniendo en riesgo su salud al interactuar en espacios pequeños, con poca ventilación, lo que favoreció numerosos contagios por covid, usando sillas y mesas del colegio del tamaño para niños de primaria...y sin comer muchos días. Y nada de esto es una exageración", recalcan desde ANPE.

Desde su sindicato y desde CCOO se pedían explicaciones a la Consejería y que se busque el origen de tanto despropósito porque "al margen de que genere más o menos tiempo de demora lo que transmite es una sensación de caos y provoca unas incertidumbres que no son lógicas".

Compartir el artículo

stats