Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

"Erasmus" asturianos en Italia: "Nadie quiere alquilar a estudiantes, esto es un caos"

La Universidad de Oviedo ofrece ayuda a sus 326 alumnos en el país y orienta a los "pocos" que ha localizado con problemas de alojamiento

Inés López. | LNE

El problema generalizado con el alojamiento de los estudiantes "Erasmus" en Italia también ha afectado a los alumnos de la Universidad de Oviedo. Inés López, estudiante de Psicología, ha tenido que recurrir a unos familiares, a través de los que ha conseguido un piso en Roma que comparte con otros dos compañeros. Es un arreglo temporal, por un mes, durante el que seguirá buscando un alquiler para el cuatrimestre que va a pasar estudiando allí. La ovetense es consciente de que lo tiene difícil: "Nadie quiere alquilar a estudiantes, esto es un caos".

La Universidad de Oviedo tiene estudiando en Italia con el programa "Erasmus+" a 326 alumnos. El Vicerrectorado de Internacionalización, con Daniel Santos al frente, admite estar "preocupado por la situación que puede estar viviendo alguno de nuestros ‘Erasmus’ en Italia". Oficialmente, hasta ayer y según el Vicerrectorado, ningún estudiante contactó con él para informar de problemas de alojamiento. Sí que se tuvo noticia indirectamente de algunos casos, que "por ahora son pocos", y para los que se han comprometido a solicitar ayuda a las universidades de destino. De todos modos, desde la Universidad de Oviedo aclaran que no pueden hacer mucho más que ofrecer información y asesoramiento.

Inés López estuvo a punto de quedarse en la calle, como les está sucediendo a muchos estudiantes españoles y de otras nacionalidades europeas de estancia "Erasmus" en Italia. Viajó a Roma con un alojamiento contratado por "Airbnb" para una semana, en la que contaba con encontrar piso. Dos días antes de concluir la estancia no había conseguido nada. "El problema es que las inmobiliarias no nos sirven, en cuanto ven estudiantes dicen que no tienen nada: es imposible que en toda Roma no haya un piso", se queja. Cuenta que ella y sus dos compañeros han pagado 260 euros a una agencia para que les busque alojamiento, sin ningún resultado por ahora. "Para un cuatrimestre es muy difícil que te cojan", se resigna. Ayer recibió en su mail la comunicación de la Universidad de Oviedo y hoy tenía previsto contactar con ella.

David Villa, a la izquierda, y Pelayo Amandi.

David Villa, a la izquierda, y Pelayo Amandi.

Al sur, en Palermo, David Villa, de La Fresneda (Siero), y su compañero Pelayo Amandi, de Oviedo, ambos estudiantes de Economía, están instalados en el que esperan que sea su piso para todo el cuatrimestre. "Empezamos a buscar antes de Semana Santa y encontramos esto dos o tres días antes de venir", comenta Villa, que llegó el pasado domingo con su amigo. Recurrieron primero a la web "Idealista" y acabaron encontrando alojamiento en "Booking". "Fue la última opción, en ‘Idealista’ contactamos con más de 50 sitios y no nos respondía nadie", refirió Amandi.

Han tenido suerte con sus caseros, "nos han ayudado y han estado muy pendientes de nosotros", dicen, y les han permitido alargar la estancia inicial, mes a mes. Aseguran que poca gente quiere alquilar solo por un cuatrimestre o por un curso y que prefieren hacerlo a mujeres que a hombres. Ambos están en "un grupo de WhatsApp de todos los "Erasmus" españoles en Palermo, en el que hay muchísimos que aún no tienen piso".

David Villa y Pelayo Amandi recibieron ayer el mail del Vicerrectorado de Internacionalización, interesándose por ellos. "Que quedé claro que la Universidad de Oviedo sí que nos está ayudando", insistieron.

Compartir el artículo

stats