04 de julio de 2020
04.07.2020
La Nueva España

La madrileña de 14 años ahogada en el Cares estaba de campamento de verano en Comillas

La zona sin cobertura donde volvó su canoa impidió a los monitores dar la alarma hasta pasada una hora

04.07.2020 | 12:26
La madrileña de 14 años ahogada en el Cares estaba de campamento de verano en Comillas
La madrileña de 14 años ahogada en el Cares estaba de campamento de verano en Comillas

El infortunio se cebó ayer con una niña madrileña, de 14 años, que había iniciado un feliz verano de campamento en Comillas (Cantabria) y murió ahogada en el río Cares. Poco antes de las ocho de la tarde de ayer, en la Central Operativa de Servicios de la Comandancia de la Guardia Civil de Gijón se recibía la comunicación telefónica de 112 Asturias, informando de la salida del helicóptero del SEPA para una zona próxima a la localidad de Mildón en el concejo de Peñamellera Alta. Los monitores de una empresa de aventura y turismo activo les requerían para ayudar en la búsqueda de una joven de 14 años que había desparecido en el río Cares tras el vuelco de la canoa en la que viajaba.

Inmediatamente se desplaza al lugar una patrulla de Seguridad Ciudadana del Puesto de Panes, que junto con los efectivos de 112 Asturias, y un monitor participa en la labores de búsqueda de la joven. Ésta se encontraba desplazada desde su domicilio en Madrid en un campamento de verano en la localidad de Comillas-Cantabria y para ese día los participantes tenían programado distintas actividades de aventura.

Un grupo de 20 adolescentes


El descenso del río Cares en canoa lo había iniciado el grupo, en el que participaban unos 20 adolescentes y 4 monitores, en torno a las cuatro de la tarde. Unas dos horas después de iniciarse, la canoa de dos plazas en las que viajaban la joven fallecida junto con otra componente del grupo volcó al llegar a una zona de rocas y rápidos existentes un kilómetro antes de la localidad de Mildón.

Como consecuencia del vuelco, ambas ocupantes salieron despedidas sumergiéndose, para volver a flote tanto una de ellas como los remos de las dos. Al ver que no emergía la otra joven, su compañera dio la voz de alarma inmediatamente.

Las primeras labores de búsqueda fueron infructuosas, por lo que en el lugar se quedó uno los monitores, mientras que los otros continuaron el descenso para retirar de la zona al resto de los componentes del grupo y pedir auxilio, dado que la zona por su orografía no permitía la cobertura de teléfonos móviles. Unos cincuenta minutos después consiguieron contactar telefónicamente con el 112 e informar de lo ocurrido, movilizándose los servicios de emergencia al lugar.

La compleja operación


Fue el monitor el que pasadas las ocho de la tarde localizó el cuerpo de la joven entre unas rocas semi-sumergido, siendo imposible su extracción hacia superficie. Esta dificultad, la complejidad del cañón, con una pared casi vertical de unos 50 metros, hizo necesario el traslado al lugar de los efectivos del Grupo Especial de Actividades Subacuáticas (GEAS) de la XIV Zona de la Guardia Civil del Principado de Asturias, así como miembros del Grupo Rescate e Intervención en Montaña (GREIM) de Cangas de Onis.

Una vez que llegaron al lugar los componentes del GREIM en torno a las 21.30 horas y examinaron la zona, tuvieron que hacer limpieza de arbustos para descender. A continuación montaron desde un quitamiendos de la carretera una línea de vida para descender de forma segura hasta el río. Una vez que llegaron los componentes del GEAS trasladados desde Gijón con los equipos autónomos necesarios.

Por parte del GREIM se instaló también una tirolina desde una orilla a la otra, de forma que sirviera de pasamanos para los miembros del GEAS dada la fuerte corriente del río a lo que se añadía la dificultad de la falta de luz diurna. Los dos efectivos del GEAS provistos de equipos autónomos, pudieron llegar hasta el lugar donde se encontraba el cadáver de la joven entre las rocas y extraerlo no sin dificultad, consiguiendo asegurarlo con el cordino que llevaban y trasladarlo hasta tierra.

Una vez allí, el GREIM, con ayuda componentes de Seguridad Ciudadana de la Guardia Civil de Carreña y varios voluntarios, la izaron de forma segura hasta la carretera AS-114, donde aguardaba el médico forense. Siendo posteriormente trasladado el cuerpo al Instituto de Medicina Legal de Oviedo, donde se le practicará la autopsia en la mañana de hoy.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído