Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

MARIO VAQUERIZO | Mánager, cantante y colaborador de radio y TV

"Que digan que soy maricón no es un insulto, es un halago"

"No me gustaría entrar en OT, no considero que por ser artista me tengan que decir cómo debo cantar"

Mario Vaquerizo llama siempre la atención. Allá por donde va no tardan en pedirle selfies que se van directos a Instagram. El marido de Alaska es polifacético y tiene un don natural para convertir en popular todo lo que toca.

- La Movida fue un ejemplo de tolerancia y modernidad. ¿El Orgullo toma el testigo?

-No creo que la Movida o el Orgullo sean ejemplos a seguir para la tolerancia. Pienso que la tolerancia está en las personas de forma individual. No pertenece a ningún movimiento. La persona que tiene sentido común, es educada y respetuosa considera que está por encima de todo que una persona quiera estar con un chico o una chica. Lo respeta. Yo no cuestiono el nivel de bondad de alguien porque tenga su opción sexual de una forma u otra. Sí aplaudo iniciativas que demandan la normalización, pero después en el día a día es el individuo el que aplica estos valores.

- En casi todas las entrevistas le sacan el tema de su sexualidad. ¿No le cansa?

-Mira, yo no me justifico por nada. A mí que me digan que soy maricón no me parece un insulto. Es un halago. Me gustaría ser maricón pero no puedo. He intentado serlo pero no puedo. Lo que me molesta es que cuando cuestionan mi opción sexual no están cuestionándome a mí, sino a mi mujer. Y eso es lo que me da rabia. Pero da igual: yo llevo 19 años con mi mujer y mi mujer a día de hoy no está muerta de inanición.

- Es manager de Fangoria y las Nancys Rubias. Su profesión es una de las bestias negras de los periodistas.

-Yo siempre he sido una working girl. Soy manager, pero anteriormente también he sido periodista. Por eso entiendo que esto es un toma y daca, y nos necesitamos los unos a los otros. Considero que los medios de comunicación son muy necesarios para todos. Tú tienes que rellenar unas páginas y el manager quiere publicitar una cosa. Pero no creo que los managers puteen. Hay de todo. Hay que ser buena gente y profesional. Yo tengo la suerte de que mis padres me educaron para valorar el trabajo y luchar por lo que quiero ser y es lo que hecho. Lo que pasa es que yo soy muy raro porque soy manager, artista, escritor. Soy un hombre renacentista, soy como un maricón en una feria. Muchas cosas.

- O ser un intelectual y participar en un reality .

-También. Pero todo en su justa medida. La virtud está en la justa medida, como decía Aristóteles. Se ha de disfrutar de lo que uno hace. Se disfruta cuando uno tiene la seguridad de que sus aficiones se han convertido en su medio de vida. Con lo cual, trabajas mucho pero no tienes la sensación de estar trabajando.

- Maika Makovski va a presentar "La hora musa", un programa de música en directo con entrevistas. ¿Hacen falta más programas de este tipo en la televisión pública?

-No creo en los programas de música en directo. Creo en los programas de playback como hacía "Aplauso". La música está para escucharla, no para entrevistar. Yo si quiero conocer a Miguel Bosé, pues me leeré su biografía. Pero yo lo que quiero son programas de televisión donde suene la música. Y me da igual que suene en directo o que suene en playback. Pero como vengo del "Un, dos, tres" y de "Aplauso", donde toda la música era pregrabada, no entiendo ese afán de querer cantar una canción en directo cuando estás haciendo un single porque me parece una pérdida de tiempo y sobre todo de dinero para la discográfica que tiene que llevar todos los técnicos y demás. Si tu canción es una buena canción, no tienes por qué cantarla en directo en la tele.

- ¿Y "Operación Triunfo"?

-A mí no me gustaría entrar en la Academia de OT. No considero que por ser artista me tengan que decir cómo tengo que cantar. Yo vengo de David Bowie y los Sex Pistols. Y vengo del punk. Del háztelo tú mismo. Los de Operación Triunfo y las Nancys somos diferentes tipos de artistas. No somos ni mejores ni peores. Somos simplemente diferentes y los respeto.

- Está participando como concursante en "MasterChef Celebrity", que se encuentra en pleno proceso de grabación. ¿Había cocinado antes de esta incursión en los fogones?

-Un poquito en casa. En el programa estoy cocinando un montón y me lo estoy pasando fenomenal. Me he puesto las pilas y estoy aprendiendo. Me he dado cuenta de que la cocina también es adictiva. Soy una persona adictiva por naturaleza: soy adicto al trabajo, a las Nancys Rubias, a la radio, al teatro... Y ahora a la cocina. ¿Quién me lo iba a decir? Por eso no hay que tener prejuicios. A partir de ahora, cuando mi madre venga a casa en lugar de cocinar ella voy a hacerlo yo.

Compartir el artículo

stats