08 de agosto de 2017
08.08.2017
Las pesquisas sobre el dinero de la formación

UGT utilizó subvenciones para aumentar su patrimonio, según los investigadores

La Guardia Civil ve irregular el alquiler con opción a compra de un local en Oviedo y la adquisición del coche que conducía el secretario general

08.08.2017 | 09:27
UGT utilizó subvenciones para aumentar su patrimonio, según los investigadores

Los informes elaborados por la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil sobre las supuestas irregularidades en las subvenciones a la formación que recibieron UGT de Asturias e IFES, fundación del sindicato, apuntan a la supuesta capitalización y aumento patrimonial de sociedades del sindicato mediante las ayudas públicas destinadas a formar a los parados.

Los investigadores sostienen que esa fue la intención que subyace tras el cambio en 2011 del local en el que el IFES impartía sus cursos en Oviedo, que habría conducido a un aumento patrimonial de sociedad instrumental de IFES y de UGT mediante el alquiler con opción de compra de un local de 1.400 m2 en la calle Fuente de la Plata. El acuerdo con el propietario del bajo incluía que el pago del arrendamiento de ese local -gasto que supuestamente se acababa repercutiendo en las subvenciones- se descontara al cabo de diez años del precio pactado para la compra del mismo.

El beneficiario de la operación era la empresa Localmur, participada en un 20% por la Confederal de UGT y en un 80% por Formación 2020 (sociedad esta última que a su vez pertenecía a IFES en un 95%). Localmur pactó con los propietarios una opción de compra del local de 800.000 euros al cabo de 10 años y el pago de un alquiler mensual de 6.000 euros; esto es, 720.000 euros de alquiler en 10 años.

El local era a su vez subarrendado por Localmur al IFES en un precio sensiblemente superior en base al equipamiento de las aulas con lo necesario para impartir los cursos, entre otros los subvencionados por el Principado al IFES e incluso a UGT (que a su vez encarga al IFES la realización de los cursos). En base a esa operativa con Localmur, la UCO atribuye uno sobrecostes por el alquiler del local de la calle Fuente de la Plata de 76.809,40 euros en 2011 y de 16.636,02 euros en 2012. "Con esta operativa, Localmur no solamente costearía, a través de esta supuesta prestación de servicios a IFES, la posible adquisición del inmueble de la calle Fuente de la Planta a partir de fondos públicos, sino que además, aún le quedaría margen para obtener importantes beneficios adicionales que podría destinar, a corto plazo, a la amortización de los costes asumidos en dichas dependencias y, posteriormente, repercutirían directamente en el incremento patrimonial de esta mercantil y, por ende, de la propia fundación IFES o del sindicato UGT", señala un informe.

La Guardia Civil también refleja que Localmur contrató la reforma y amueblamiento del local por 343.875,43 euros y alquiló en 2011 y 2012 los ordenadores a Formación 2020 por 58.475,72 euros.

Los presuntos sobrecostes con Localmur en el local de la calle fuente de La Plata, también se produjeron en un local del sindicato en Navia y en el anterior local de Oviedo, en la calle Sacramento, que había sido alquilado por Localmur en 2.700 euros y que cuando lo dejó de usar el IFES pasó a arrendarse en 700 euros al mes a una academia de baile.

Las referencias de la UCO al supuesto desvío de subvenciones para la adquisición del patrimonio incluyen una nota que va más allá del periodo investigado: En abril de 2007 Infastur, otra de las sociedades instrumentales de UGT, adquirió en un concesionario de Lugones por 35.264,39 euros un volkswagen Passat TDI de 170 caballos. En el periodo investigado sí se incluyen los gastos de mantenimiento y reparaciones por más de 7.500 euros. La Guardia Civil señala, en base a datos de la compañía de seguros, que el conductor autorizado del vehículo era Justo Rodríguez Braga hasta el 12 de mayo de 2016. En mayo del año pasado fue cuando Rodríguez Braga cesó como secretario general del sindicato en Asturias, siendo relevado en el cargo por Javier Fernández Lanero.

La de los supuestos incrementos patrimoniales es una de las lineas de investigación de la Guardia Civil, junto al desvío de dinero procedente de las subvenciones al pago de nóminas de trabajadores del sindicato.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine