Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La Fundación Princesa de Asturias: una real aventura que dura 40 años

"Merece la pena proteger la ilusión", afirma la directora de la entidad que celebra su aniversario inmersa en los preparativos de una ceremonia adaptada a la emergencia sanitaria

La Princesa de Asturias, sentada junto a su padre, el Rey, en el teatro Campoamor de Oviedo, el año pasado, tras su primera intervención en la ceremonia de entrega de los premios a los que da nombre.

La Princesa de Asturias, sentada junto a su padre, el Rey, en el teatro Campoamor de Oviedo, el año pasado, tras su primera intervención en la ceremonia de entrega de los premios a los que da nombre. FUNDACIÓN PRINCESA DE ASTURIAS

"Hace 40 años un grupo de asturianos firmaba el acta de constitución de la Fundación Príncipe de Asturias. Nacía una aventura que, desde entonces, ha ido creciendo y ganando en solidez y reconocimiento". Así describía la directora de la Fundación Princesa de Asturias, Teresa Sanjurjo, inmersa estos días en la compleja organización de una ceremonia de entrega de premios en plena pandemia, a la efeméride que, justo ayer, celebraba la entidad.

El 24 de septiembre de 1980 se firmaba el acta de constitución de la Fundación en la antigua capilla del hotel de la Reconquista, hoy salón Covadonga. En ese mismo espacio se celebrará el próximo 16 de octubre un discreto acto de entrega de los premios, adaptado a la emergencia sanitaria, sin público, solo con los galardonados que puedan viajar -que no serán todos, ni mucho menos- y algunas autoridades. Los patronos y protectores de la Fundación y los familiares invitados lo seguirán desde otro salón, emitido a través de una pantalla.

Pese a las dificultades del contexto actual, la directora de la Fundación Princesa de Asturias hizo ayer un alegato por la ilusión, evocando el estreno de la Princesa de Asturias el año pasado en el teatro Campoamor. "Ella reconoció el año pasado, al asistir por vez primera a la ceremonia de entrega, que era un día muy importante en su vida, un día que había esperado con mucha ilusión. Esa ilusión, que todos sentimos, es la que deseamos mantener muy viva y la que creemos que merece la pena proteger, acrecentar y alentar", declaró Sanjurjo.

"Con la mayor prudencia y sentido de la responsabilidad, hemos trabajado mucho adaptándonos a la situación porque queremos, en esta edición en la que nuestros premios cumplen 40 años, seguir reconociendo los valores reflejados en nuestra nómina de premiados", añadió. "Esta cuadragésima edición es, sobre todo, un momento de reflexión, una fecha para recordar, dar las gracias a todas las personas que a lo largo del tiempo nos han ayudado y apoyado, a quienes han sido generosos con nosotros", continuó; haciendo una mención destaca al Rey Felipe VI, "quien desde hace 40 años alienta nuestro trabajo".

La Fundación Princesa de Asturias difundió ayer, a través de las redes sociales, un vídeo dedicado a su aniversario, con imágenes de Asturias, de la Familia Real y de algunos de los premiados más populares de estos 40 años de historia.

Este año no todos los galardonados podrán viajar a Oviedo a recoger sus distinciones. Se espera al piloto español Carlos Sainz, premio de los Deportes, y a una representación de los profesionales sanitarios, que han ganado el de la Concordia por su lucha contra el covid. También han confirmado su asistencia varios miembros de la organización del Hay Festival, galardonado en Comunicación y Humanidades.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats