Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

"La unión de Somao nos da esperanza para vencer el covid", dicen el Rey y la Princesa

La Familia Real rompe varias veces las distancias para acercarse a los vecinos de la parroquia praviana, que siguieron la visita separados y agrupados en cuadrados

VÍDEO: Así fue la visita de la Familia Real a Somao

A pesar de que la pandemia impidió repartir besos y abrazos, los vecinos de Somao, galardonados con el premio "Pueblo ejemplar de Asturias" 2020, sintieron ayer, si cabe con más intensidad, "la cercanía" de la Familia Real. Los Reyes y sus hijas, la Princesa Leonor y la Infanta Sofía, se mostraron, durante dos horas y media de recorrido por la bella parroquia praviana, "muy próximos, muy naturales, muy agradables, muy amables, muy atentos...". Los vecinos no escatimaron elogios. Y es que rompieron en repetidas ocasiones las distancias para saludar y para hablar largo y tendido, por ejemplo, con un matrimonio madrileño afincado en Somao a raíz del virus. Tanto el Rey como la Princesa de Asturias pusieron a Somao en sus discursos como ejemplo de unión y de esperanza.

"En estos meses difíciles, estar aquí y comprobar cómo el esfuerzo colectivo puede mejorar la vida de todos, hace que sintamos más la esperanza de que la situación mejore pronto", pronunció la Princesa Leonor, que fue muy aplaudida, al igual que su padre. Felipe VI temió que "no pudiera ser", que no pudieran entregar el premio "Pueblo ejemplar". "Pero nos reconforta vernos aquí con vosotros y nos da esperanza", aseguró, para a continuación recordar a los que "se fueron a América en busca de nuevas oportunidades", a esos indianos que dejaron en la aldea praviana "un hermoso legado". Como las cuatro casonas que recorrieron durante su visita más corta -no hubo banquete- y menos concurrida -no se permitió el acceso de público de fuera- a un "Pueblo ejemplar".

83

Premios Princesa de Asturias 2020: Los Reyes visitan Somao, Pueblo Ejemplar

Fue todo muy familiar. Tan familiar que la plaza del pueblo, conocida como El Parque, se convirtió en un enorme "cascayu" de unidades familiares. La crisis sanitaria obligó a los 300 habitantes de la parroquia praviana a agruparse en pequeños cuadrados, guardando la distancia de seguridad entre unos y otros. Ante esa impactante imagen, el Rey y la Princesa leyeron sus discursos, arropados en el escenario por la Reina Letizia; la Infanta Sofía; el presidente de la Fundación, Luis Fernández-Vega; el presidente del Principado, Adrián Barbón, y la ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto.

La heredera de la Corona intervino tras un "¡guapa!" del público. "Somao es ejemplar en muchos sentidos. Por las preciosas casas indianas que acabamos de visitar y por las personas con las que estamos hablando", señaló con una dulce sonrisa -para ese momento ya se había quitado la mascarilla-. "Lo demuestra la forma en la que habéis trabajado juntos para conservar vuestro legado, el de quienes se fueron hace más de un siglo a buscar un futuro mejor. Ellos no están, pero dejaron una huella que hoy agradecemos todos", continuó diciendo. La Princesa de Asturias leyó un discurso salido de su puño y letra, a juzgar por su redacción. "Gracias por vuestra acogida. Poder estar aquí para celebrar este premio es algo que debemos valorar mucho por las circunstancias que nos rodean", destacó. "Sois el ejemplo -concluyó dirigiéndose a los vecinos- de cómo cada uno de nuestros gestos, nuestras actitudes y nuestro compromiso influyen en la vida de los demás".

VÍDEO: Somao exhibe su pasado indiano durante la visita de la Familia Real

Llegó el turno del Rey, que también se quitó la mascarilla para leer ante la muchedumbre. "Temíamos -como supongo que también vosotros- que no pudiera ser... La pandemia del covid-19 lo altera casi todo. Pero nos reconforta vernos aquí con vosotros y nos da esperanza. Sabemos el esfuerzo y la ilusión que hay detrás de este premio y que hoy lo recibís con todo merecimiento, aunque es verdad que sin poder celebrar como merecéis y como todos anhelábamos", manifestó. Aun así, apostilló, "con las limitaciones inevitables es muy importante para nosotros venir a daros la enhorabuena en persona y poder compartir con vosotros estas horas de alegría y de celebración".

Felipe VI puso a Somao como "ejemplo para todos". "Vuestra actitud y vuestra capacidad de adaptación ha sido y está siendo admirable (...). Pese a todo, habéis preparado todo con tanto cariño y cuidado, brilla de un modo especial vuestra unidad, la ayuda fraternal entre vecinos, la solidaridad y la compañía mutua que, estoy seguro, os hacen más fuertes y os proporcionan muchas satisfacciones", afirmó.

VÍDEO: El Rey y la Princesa ponen a Somao como ejemplo de unión y esperanza para salir de la pandemia

El jefe de la Corona recordó "a los que se fueron a América en busca de nuevas oportunidades". A todos. A los que, precisó, "regresaron triunfadores y también a los que no volvieron nunca o lo hicieron después de ver rotos muchos de sus sueños". "Todos merecen nuestro reconocimiento y nuestra gratitud. Aquellos que alcanzaron el éxito os han dejado en Somao un hermoso legado que es la mejor prueba de su generosidad hacia la tierra que os vio nacer", apostilló.

Antes de ellos, intervino el alcalde de Pravia, David Álvarez, quien mencionó que el concejo "cuenta entre sus anécdotas históricas la de haber tenido a la última reina asturiana hasta la actualidad: la Reina Adosinda". El regidor dijo que Somao es un pueblo "orgulloso de su historia" y una localidad de "ensueño" por sus privilegiadas vistas de la desembocadura del río Nalón. "En un año de tanto sufrimiento, debemos hacer el esfuerzo positivo de disfrutar las alegrías y los buenos momentos, y esta jornada histórica ha sido ganada a pulso con vuestro sacrificio diario, y por eso os animo a disfrutar y recordar con alegría este momento único a pesar de las circunstancias generales", pidió Álvarez.

{C}

Leonor de Borbón: "Poder estar hoy aqui es algo que debemos valorar mucho por las circunstancias"

Justo después tomó la palabra Francisco González Cascallar, presidente de la parroquia de Somao, que algo nervioso dio muchas veces las gracias. Las gracias a la Familia Real, a la Fundación Princesa de Asturias, al Ayuntamiento de Pravia, "a los que han mantenido vivo el legado patrimonial y cultural", a los que impulsaron la candidatura a "Pueblo ejemplar", a los mayores, a los jóvenes y a los que no están. Fue al pronunciar esta última frase cuando Cascallar se emocionó. "Si de algo estamos especialmente orgullosos los que hemos impulsado esta candidatura es de que se reconozcan los valores humanos que Somao tiene. Es de vital importancia, particularmente en estos tiempos que nos ha tocado vivir, resaltar el valor del trabajo en equipo, de aunar fuerzas por el bien común y ser capaces de seguir transmitiendo este legado a las generaciones venideras", remató.

El acto lo cerró el himno de Asturias, interpretado por la Banda de Música de Pravia, no sin que antes sonase un "¡Viva el Rey!".

Una plaza de pueblo cuadriculada

Además de estar separados en dos sectores -azul y verde- y dentro de ellos en casillas o cuadrados, los asistentes al premio "Pueblo ejemplar" de este año también tuvieron que llevar un rastreador contra el covid. Se trata del mismo dispositivo que se utilizó para los actos organizados por la Fundación Princesa de Asturias para las actividades previas a la ceremonia de los premios y para la gala en sí. El aparato es un colgante que permite controlar brotes en el caso de que se registre algún positivo. Durante toda la visita, la localidad estuvo blindada por decenas de guardias civiles, la Guardia Real y agentes de Protección Civil.

Compartir el artículo

stats