Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Piñán defiende el uso del asturiano "con normalidad, sin estridencias"

Los diputados de Vox se marchan del Pleno en señal de protesta contra el empleo del bable en la Junta y anuncian que redactarán su propio "protocolo"

Berta Piñán, esta mañana en la Junta

Berta Piñán, esta mañana en la Junta

“Con total y absoluta normalidad, sin estridencias”, la consejera de Cultura del Principado, Berta Piñán, quiso apostar esta mañana en la Junta por profundizar en la “visibilización de las lenguas propias como una manera más de cohesionar el territorio”. En plena controversia por el modo de uso parlamentario del asturiano en la cámara, Piñán utilizó la llingua en todas sus respuestas a las preguntas que le planteó la oposición en la sesión de control al Gobierno, que aprovechó para repasar las acciones de la consejería en pos de esa “visibilización” y cumplimiento de la ley de uso y gestión del bable. Así respondió a la portavoz de IU, Ángela Vallina, sin replicar expresamente a su convicción de que “el siguiente paso para que la llingua sea motivo de unión social debe ser la declaración de la oficialidad mediante reforma estatutaria. En el momento en que demos ese paso de protección y recuperación”, señaló, “todas las polémicas se diluirán”.

En el otro extremo de la polémica, los diputados de Vox prefirieron esta vez no interrumpir ni manifestar que no entendían lo que se decía en asturiano y optaron por abandonar el Pleno. Así, dijeron después, “hemos querido manifestar nuestra disconformidad con el acuerdo de PSOE e IU sobre el uso del bable, sin estridencias”, repitieron la expresión de la Consejera, “y sin los circos que quiere Podemos”.

Vox pidió por anticipado a Podemos, cuyo diputado Rafael Palacios ha utilizado también el asturiano en sus intervenciones de esta mañana, una traducción al español de sus discursos. No la obtuvieron, afirman que “Podemos pretende la imposición de una lengua no oficial” y anuncian que redactarán su “propio protocolo”, además de repetir que “valoraremos actuaciones judiciales”.

En la sesión de esta mañana, mientras tanto, Piñán, a preguntas de Palacios, ha adelantado que la Consejería de Educación prepara el cambio normativo necesario para reconocer como formación permanente la certificación en lengua asturiana de profesores. Podemos había llevado a la Junta la queja de los docentes a los que Educación no reconoce como formación permanente la certificación que obtienen tras realizar las pruebas del Marco Europeo de las Lenguas en nivel B2.

Compartir el artículo

stats