Suscríbete La Nueva España

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La contratación de médicos sin el MIR "demuestra el abandono de la Atención Primaria", dicen los facultativos de familia

La SAMFYC considera que la cobertura con médicos sin la especialidad acreditada “certifica que estamos ante un modelo irracional de atención continuada que prima la cercanía y proximidad frente a la calidad"

Varios celadores trasladan a un paciente en el HUCA. IRMA COLLÍN

Los médicos de familia asturianos consideran que la incorporación de profesionales que no han pasado por la formación MIR “demuestra el deterioro y el abandono de la Atención Primaria desde 2010”. A juicio de Rubén Villa, presidente de la Sociedad Asturiana de Medicina Familiar y Comunitaria (SAMFYC), en los últimos años “se ha producido una huida, una diáspora de profesionales altamente capacitados en busca de condiciones laborales dignas sin jornadas maratonianas”.

La SAMFYC valoró de esta manera la noticia adelantada hoy por LA NUEVA ESPAÑA, según la cual, ante la acuciante escasez de facultativos, el Servicio de Salud del Principado (Sespa) ha contratado a aproximadamente una decena de profesionales de origen latinoamericano que no han pasado por la formación MIR exigida en España para ejercer una especialidad médica. En el caso de estos médicos de fuera de la Unión Europea, la situación más habitual es que sus títulos de especialista estén en fase de estudio y homologación por parte de la Administración central, proceso que puede prolongarse durante meses o incluso más de un año.

“Esta situación nos genera tristeza”, indicó el doctor Villa, coordinador del centro de salud de Grado. A su juicio, lo que está sucediendo “certifica que estamos ante un modelo irracional de atención continuada que prima la cercanía y proximidad frente a la calidad en la atención y resolución”.

En su análisis de la política de atención continuada (sistema de cobertura de las urgencias en las tardes, noches, festivos y fines de semana), la SAMFYC, al igual que otros colectivos médicos, ya se había expresado de manera crítica al considerar que la escasez de efectivos aconseja concentrar recursos. En esta ocasión, Rubén Villa reitera su rechazo: “No podemos seguir deteriorando la atención en jornada ordinaria, perdiendo la continuidad asistencial, repartiendo múltiples cupos todos los días y con los escasos médicos de familia cubriendo la atención continuada”.

En este contexto, el presidente de la SAMFYC confía en que “abordemos de una vez el cambio de modelo de atención continuada y apostemos por una Atención Primaria fuerte con dotación presupuestaria”. “Sin atención primaria, no existe sistema de salud público”, apostilla Rubén Villa.

Compartir el artículo

stats