Bruselas promete que incluirá la Zalia en los grandes ejes europeos de transporte

El Principado celebra el último acuerdo de la UE, que contempla la puesta en marcha del gran espacio intermodal asociado a El Musel

Terrenos de la Zalia, al otro lado del embalse de San Andrés de los Tacones. | Marcos León

Terrenos de la Zalia, al otro lado del embalse de San Andrés de los Tacones. | Marcos León / M. C.

Xuan Fernández

Xuan Fernández

La Zalia no aparece, pero está. La Presidencia Española de la Unión Europea (UE) anunció ayer un acuerdo "provisional" con el Parlamento Europeo en el que dio luz verde al nuevo reglamento de la Red Transeuropea del Transporte (RTE-T). Se trata de una firma clave para el futuro de la agenda regional, ya que el acuerdo incluye avances en el Corredor Atlántico, donde se engloban varios proyectos pendientes en Asturias que esperan financiación europea desde hace varios años.

Dentro del Corredor Atlántico está la Zalia, el gran espacio intermodal ubicado en Gijón, pendiente de construir, que hoy y ahora es la "máxima prioridad" para el Ejecutivo asturiano una vez inaugurada la Variante de Pajares. En el acuerdo rubricado ayer, en el que se establecen nuevos plazos para diferentes infraestructuras que entran dentro del Corredor Atlántico, no hay referencia alguna a la Zalia, pero fuentes de la UE confirmaron que la misma se incluiría como enclave asociado al puerto de El Musel (Gijón), lo que garantiza su presencia como un gran eje europeo. Así lo entiende también el Principado, que valoró este acuerdo en relación a la Zalia como "un activo de primer orden para el futuro y el desarrollo de Asturias".

Esta infraestructura, pues, estaría considerada como "red básica" en este nuevo reglamento, lo que implicaría, según los propios parámetros de lo acordado en Europa, que debería estar finalizada en el año 2030. En cualquier caso, fechas aparte, que Europa prometa incluir esta actuación es clave para los intereses del Principado, ya que le garantiza prioridad en financiación al nivel de las otras grandes infraestructuras pendientes en los estados de la UE.

La Zalia, según coinciden todos los actores implicados, está llamada a dar un salto en el tráfico de mercancías en Asturias, debido a su buena ubicación, y se completaría con Interzalia, que a grandes rasgos es un área intermodal de mercancías de la zona logística. La puesta en marcha de este proyecto permitiría construir un gran polo de intercambio de carga para que, en un futuro a largo plazo, la mercancía pudiese trasladarse directamente del camión al ferrocarril y viceversa, que es por lo que está apostando Europa y sería clave para las compañías, al reducir los costes. El Principado está redoblando su apuesta por esta actuación y la semana pasada se hizo con el 86 por ciento de sus acciones, repartiéndose el resto entre el Ayuntamiento de Gijón (9,54%), el de Avilés (0,18%), el puerto de Gijón (2,79%) y el puerto de Avilés (1,21%).

La Zalia es la máxima urgencia, pero el acuerdo refrendado ayer recoge más actuaciones pendientes en la agenda asturiana. "Gijón está incluido como nodo urbano y su puerto forma parte de la red básica RTE-T", explican fuentes de la UE. Por tanto, las conexiones a estos dos lugares deberían estar completadas también en 2030, lo que en materia ferroviaria conllevaría el cambio de ancho ibérico a europeo estándar, una materia pendiente desde hace años que está comprometida por el Ministerio.

Oviedo también está incluido en el acuerdo como "nodo urbano", mientras que el puerto de Avilés forma parte de la red "integral", por lo que en este último caso las conexiones deberían estar acabadas en 2050. El aeropuerto de Asturias, según la UE, también forma parte de esta categoría. En su caso, al no superar los 12 millones de pasajeros en tráfico anual, no se incluye en la red ferroviaria europea, lo que implicaría mejorar su conectividad con urgencia. A grandes rasgos, en el nuevo reglamento de la UE se establecen tres categorías: red básica (cuyas infraestructuras tienen que estar concluidas en 2030), red básica ampliada (2040) y red global (2050). La firma también prevé "el aumento del número de trenes de mercancías de 740 metros de longitud", así como la "velocidad mínima de 160 kilómetros por hora para los trenes de pasajeros". En el acuerdo, su vez, hay referencias al transporte por carreteras y las diferentes actuaciones pendientes en muchas de las que forman parte del Corredor Atlántico. En los mapas no se incluyen las autopistas A-6 y A-66, siendo su inclusión una vieja petición del empresariado asturiano al Principado. La consejería de Fomento se limitó ayer a poner el foco en la Zalia y no hizo referencia alguna a la ausencia estos nodos de comunicación que son claves en la región

"El acuerdo de hoy (por ayer) es un hito para una conectividad mejor y sostenible en Europa" y "contribuirá en gran medida a fortalecer la cohesión de la UE y a estimular el crecimiento y el empleo", dijo Óscar Puente, ministro de Transportes, hablando el nombre del Consejo, ya que España ostenta este semestre la presidencia rotatoria de la UE. El acuerdo, en cualquier caso, es "provisional" y ahora hay pendientes varios pasos que permitan las actuaciones. En el caso del Corredor Atlántico, está pendiente además la presentación del plan director. "Los trabajos sobre el reglamento continuarán a nivel técnico. Una vez concluidos, la Presidencia tiene la intención de transmitir un texto a los representantes de los estados miembros para su aprobación. A continuación, deberá someterse a una meticulosa revisión jurídico-lingüistica antes de ser adoptado formalmente y entrar en vigor", se lee en el escrito.

[object Object]

El PP reclamó ayer al Gobierno regional que "abandone la actitud triunfalista" respecto al futuro Zalia y criticó la política del Principado en esta infraestructura. José Agustín Cuervas-Mons, diputado regional, pidió "más humildad al Ejecutivo" y le apremió a "no desaprovechar el apoyo que prestó el PP en 2020 al proyecto de ley para la reforma de la entidad". Cuervas-Mons ya fue muy crítico hace pocos días respecto a la Zalia, en esta ocasión en la Junta, dirigiéndose directamente a Alejandro Calvo, consejero de Fomento. "A pesar de los despropósitos de los socialistas, la Zalia sigue siendo una gran oportunidad para el futuro de Asturias", recalcó el diputado, que opina que el PP demuestra que antepone los intereses regionales a los partididistas, "cómo en todos los asuntos claves para la región, en los que el PP siempre actúa de una manera responsable, a pesar del escaso interés que muestran los socialistas a las ofertas de diálogo del Partido Popular"., reiteró. "Entendemos que es necesario sanear la Zalia, pero lo que no se puede tapar a la sociedad asturiana es que la gestión anterior de la entidad durante los últimos 18 años ha sido un auténtico desastre", aseguró Cuervas-Mons, que valoró el estado actual de la zona donde se ubicará la Zalia. "No podemos olvidar que esta zona industrial sigue sin contar con suministro eléctrico, tan sólo se ha logrado vender una parcela y hasta ahora solamente ha producido gastos, con la expropiación de suelo y la urbanización", recalcó. El diputado popular insistió en que el Gobierno actúa con demasiado "triunfalismo" y finalizó realizando una petición: "Que el Gobierno de Barbón se ponga las pilas y aproveche el apoyo del PP para no tener que esperar otros 18 años para que el proyecto de la Zalia salga adelante".

El PP critica la actitud del Principado con la Zalia y pide a Barbón "más humildad"

El PP reclamó ayer al Gobierno regional que "abandone la actitud triunfalista" respecto al futuro Zalia y criticó la política del Principado en esta infraestructura. José Agustín Cuervas-Mons, diputado regional, pidió "más humildad al Ejecutivo" y le apremió a "no desaprovechar el apoyo que prestó el PP en 2020 al proyecto de ley para la reforma de la entidad". Cuervas-Mons ya fue muy crítico hace pocos días respecto a la Zalia, en esta ocasión en la Junta, dirigiéndose directamente a Alejandro Calvo, consejero de Fomento. "A pesar de los despropósitos de los socialistas, la Zalia sigue siendo una gran oportunidad para el futuro de Asturias", recalcó el diputado, que opina que el PP demuestra que antepone los intereses regionales a los partididistas, "cómo en todos los asuntos claves para la región, en los que el PP siempre actúa de una manera responsable, a pesar del escaso interés que muestran los socialistas a las ofertas de diálogo del Partido Popular"., reiteró. "Entendemos que es necesario sanear la Zalia, pero lo que no se puede tapar a la sociedad asturiana es que la gestión anterior de la entidad durante los últimos 18 años ha sido un auténtico desastre", aseguró Cuervas-Mons, que valoró el estado actual de la zona donde se ubicará la Zalia. "No podemos olvidar que esta zona industrial sigue sin contar con suministro eléctrico, tan sólo se ha logrado vender una parcela y hasta ahora solamente ha producido gastos, con la expropiación de suelo y la urbanización", recalcó. El diputado popular insistió en que el Gobierno actúa con demasiado "triunfalismo" y finalizó realizando una petición: "Que el Gobierno de Barbón se ponga las pilas y aproveche el apoyo del PP para no tener que esperar otros 18 años para que el proyecto de la Zalia salga adelante".

Suscríbete para seguir leyendo