Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Preparados y listos para el Duatlón

El entorno del Niemeyer, deportistas, hoteles y restaurantes, a punto para el campeonato, con 1.400 participantes

Ciclistas en la plaza del Niemeyer, ayer.

Ciclistas en la plaza del Niemeyer, ayer.

Las bicicletas y las zapatillas de deporte de los participantes en el Campeonato de España de Duatlón que se celebra este fin de semana en Avilés ya se dejaron ver ayer por la comarca. En la jornada previa a la competición, algunos de los 1.400 deportistas que tomarán salida en el Niemeyer entre hoy y mañana aprovecharon para soltar piernas haciendo un poco de ejercicio y reconociendo el circuito al que se tendrán que enfrentar en la prueba, que por precaución sanitaria se realizará en formato contrarreloj.

No fueron los únicos que utilizaron el viernes como calentamiento. También hoteles y restaurantes de la localidad, que han diseñado un exigente protocolo de seguridad para atender a los visitantes minimizando al máximo el riesgo de contagios de coronavirus. Y es que ante la falta de público por la crisis sanitaria, si algo promete este campeonato es seguridad.

Deportistas, en el puente  de San Sebastián, ayer. | M. V.

Deportistas, en el puente de San Sebastián, ayer. | M. V.

A partir de hoy, el entorno del Niemeyer estará, literalmente, blindado a curiosos. El único acceso al centro cultural estará en el puente de San Sebastián, que sólo podrá ser cruzado con acreditación. Además, los circuitos de las diferentes pruebas –distintos en función de la categoría (élite, grupos de edad, paratriatlón, cadete, juvenil y júnior)– se han diseñado para evitar la presencia de público: habrá carrera a pie por la margen derecha de la ría y en el entorno de la cúpula y del auditorio. Los circuitos ciclistas de hoy recorrerán el interior del Niemeyer un corto tramo de la variante de la ría, mañana pedalearán hasta Zeluán.

Desde 2014, Avilés ha acogido cinco Campeonatos de España de Duatlón y un Campeonato del Mundo, en 2016. Esta edición distará mucho de ser tan espectacular como las anteriores, principalmente por la ausencia de público. Si bien, la celebración de la prueba, que fue suspendida por la crisis del covid en abril 2020 y que se trató de organizar sin suerte en octubre, a buen seguro será una bocanada de aire para el sector hotelero y hostelero de la localidad, especialmente castigados por la pandemia. Según la organización, competirán unos 1.400 atletas este fin de semana, buena parte de fuera de Asturias.

Compartir el artículo

stats