La Corporación pasa de 15 a 17 concejales con salario municipal

Cambia Avilés se congratula de haber puesto su "sello" a las ordenanzas fiscales para 2024

El ayuntamiento de Avilés.

El ayuntamiento de Avilés. / Ángel González

Francisco L. Jiménez

Francisco L. Jiménez

La incompatibilidad existente para que la portavoz municipal del PP de Avilés, Esther Llamazares, cobre sueldo municipal al venir cobrándolo ya del Estado por su condición de diputada en el Congreso ha abierto la posibilidad a más "liberaciones" (eufemismo empleado para referirse a los cargos públicos electos que sobran sueldo del erario) en la Corporación avilesina.

En concreto, el partido beneficiado de esta situación es el PP, que empezó el mandato con un edil con dedicación exclusiva y dos a "media jornada" y ahora pasará a tener dos "medio liberados" más. De este modo, de los quince ediles a sueldo aprobados en el Pleno de organización municipal tras las elecciones de mayo pasado se pasa a diecisiete (once a tiempo completo y seis a media jornada).

El acuerdo definitivo sobre esta materia se tomará en el Pleno convocado para este viernes, a donde a propuesta llega con dictamen favorable de la comisión de Hacienda (votaron a favor el PSOE, el PP y Cambia y se abstuvo Vox).

La nueva estructura organizativa de los grupos municipales mantiene como ediles con dedicación exclusiva a los socialistas Mariví Monteserín (Alcaldesa), Manuel Campa, Raquel Ruiz, Juan Carlos Guerrero, Yolanda Alonso, Pelayo García y Noé Vega; los "liberados" con dedicación exclusiva de Cambia Avilés (confluencia de Podemos e IU) son Sara Retuerto, Agustín Medina; por el PP tiene esta misma condición Pablo Menéndez Martínez y por Vox, Arancha Martínez Riola. Todos ellos tienen derecho a un sueldo bruto anual de 49.880, 15 euros.

Los ediles con "liberación parcial", y por tanto con derecho a solo la mitad del sueldo, son los "populares" Carlos Fernández González, Encarnación Quesada, Jorge García Martín y Ceila Fernández Fernández y los miembros de Cambia David García y Ana Solís, si bien en el caso de esta última se da la circunstancia de que no está cobrando por una cuestión de incompatibilidad laboral que trata de arreglar: trabaja como profesora en Andalucía y de momento no ha logrado una comisión de servicio especial en Asturias que le permita compatibilizar la docencia y la política.

Política fiscal

La más que probable aprobación este viernes en un Pleno de las ordenanzas fiscales para 2024 ha llevado a Cambia, el socio de gobierno del PSOE, a congratularse de que las mismas tengan su "sello", identificable, por ejemplo, "en las bonificaciones del precio del agua a los comerciantes o las de atención a domicilio, entre otras". Desde la confluencia subrayan que "se trata de un acuerdo equilibrado que no grava en exceso a los ciudadanos" y permite al gobierno local "disponer de los ingresos necesarios para desarrollar nuestros proyectos".