Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los usuarios del centro de salud de la Pola rechazan asumir a los de El Berrón

"Que mejoren la atención allí sin tocar esto", defienden los vecinos de la villa

Los usuarios del centro de salud de la Pola rechazan asumir a los de El Berrón

Los usuarios del centro de salud de la Pola rechazan asumir a los de El Berrón LUCAS BLANCO

Los usuarios del centro de salud de la Pola apoyan la opción de la Consejería de Sanidad de aumentar el horario de pediatría de El Berrón sin que ello conlleve que su consultorio periférico pase de estar adscrito al centro de salud de Noreña a estarlo al centro sanitario poleso, como aprobó recientemente la Corporación municipal a propuesta del Partido Popular.

Si bien ambas propuestas buscan la misma solución, que es terminar con la saturación del servicio de pediatría del consultorio de El Berrón, en la Pola creen que los argumentos del consejero, Francisco del Busto, de que los cambios del mapa sanitario saturarían el servicio en la capital sierense e infrautilizarían el de Noreña, tienen más peso que la postura local. Esta se fundamenta en que aumentar las cartillas del centro de salud obligaría a la consejería a destinar más personal facultativo a los consultorios periféricos. "Es más lógica la solución del consejero, pues afectaría menos a nuestro centro de salud", declara la vecina de la Pola Mónica Martín.

En la misma línea se posiciona el también vecino Andrés Tavira, que destaca el buen funcionamiento del centro de salud como razón de peso para no hacer experimentos. "Si los cambios mejoran El Berrón pero traen saturación aquí será malo para todos", sostiene, al igual que Rosario Hevia, que pide que las actuaciones se centren donde haya problemas. "Nuestro centro de salud funciona bien, así que lo que deben hacer es mejorar la atención en El Berrón sin afectar al servicio que se da en la Pola", señala esta usuaria partidaria de que El Berrón siga adscrito a Noreña como hasta ahora, como es intención del gobierno regional.

Más comedido se muestra Lázaro Polledo, otro habitual del centro de salud poleso, que si bien cree que habría que conocer más a fondo el contenido de cada propuesta para hacer juicios de valor acertados, ve razones obvias para que las cosas se queden como están. "Por cercanía es mejor que El Berrón dependa de Noreña", opina sobre la accesibilidad de los pacientes de la localidad a los servicios médicos del concejo vecino.

Compartir el artículo

stats