26 de agosto de 2012
26.08.2012
 

La mayoría de las embarcaciones embarrancaron en el acceso al río por la escasez de agua

26.08.2012 | 02:00

En esta edición del Descenso había novedades. Los participantes no accedieron al río Nalón a través del paso medieval, si no que descendieron por una rampa que se habilitó a 75 metros del Puente de Arco. El objetivo de la organización era evitar accidentes y parece que lo consiguieron porque, al cierre de esta edición, el encuentro de ayer se perfilaba como uno de los más tranquilos de la fiesta.


Sin embargo, no todo fueron buenas noticias con el cambio. Los participantes en el Descenso Folclórico tuvieron dificultades para zarpar. La entrada al río tenía poca agua y las embarcaciones, 31 en total, embarrancaban en las piedras. Se produjo un embotellamiento que retrasó el Descenso. Había caravana y precisamente entre los primeros había una embarcación con forma de tortuga. Sus tripulantes se lanzaron al río sin reservas, y pelearon con el escaso cauce para poder salir del atolladero y poner rumbo a La Chalana.


Cuando los primeros cogieron marcha, los siguientes se animaron. La peña «Los de Lorío», que se estrenaban este año, no tardaron mucho en zarpar con su embarcación «Don Quijote y Sancho» y, tras pasar dificultades lograron llegar enteros hasta La Chalana.


Las grandes embarcaciones fueron entrando poco a poco, pero lo que más abundaba en el río eran los disfraces y los flotadores. Este año, en solidaridad con la minería, los colores brillantes, las purpurinas y las pelucas de los habituales atuendos festivos se mezclaron con los cascos con focos, las fundas de trabajo y las lámparas de mina.


La edición no solo destacó por la ausencia de incidentes graves, si no que también fue una cita muy reivindicativa. Hubo una carroza en alusión al paro, que representaba una oficina del «Servicio de Desempleo», que pinchó una rueda al poco de iniciar el recorrido. De la crítica social nadie se escapó, ni siquiera la Monarquía. La carroza «Safari real», en alusión a la cacería del Rey en Bostwana, fue obra de «La pandilla» y se llevó el premio infantil del Descenso, «La Soperina».


En la categoría de adultos, «Los Barettini», habituales de los premios, arrasaron con la carroza de Lucky Luke. En segundo puesto «Pelotero Team» con el barco Titanic y en tercer lugar «Vuelven los indomables», una crítica carroza sobre los recortes. El jurado valoró su actuación en el desfile, la originalidad de las embarcaciones y su destreza para surcar el río y llegar hasta La Chalana. Los premios se entregaron con retraso, porque el viaje había sido muy largo y el jurado tardó en deliberar. El resto, volverán a intentarlo en la próxima edición.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído

Canal esquí

Esquí

Toda la información sobre la nieve

Consulta la información más completa de las estaciones de esquí, el tiempo y el estado de la nieve