Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Marcos martínez | Presidente del Colegio de Graduados Sociales
Ideas para la reconstrucción industrial Marcos Martínez Presidente del Colegio de Graduados Sociales de Asturias

“El empresario debe contratar por necesidad, no por las ayudas”

“La crisis ha sacado más a la luz las situaciones irregulares de algunos trabajadores, pero la mayoría de las compañías cumple”

Marcos Martínez.

Marcos Martínez.

Marcos Martínez ha sido reelegido presidente del Colegio de Graduados Sociales de Asturias, un colectivo que durante los meses de pandemia tuvo que dar el do de pecho para atender la ingente cantidad de ERTE que se acumulaban en las mesas de sus despachos. Martínez se manifiesta firme defensor de que los próximos fondos europeos se orienten hacia mejorar la formación para conseguir elevar las tasas de empleo de Asturias.

–¿Cómo afronta este nuevo mandato?

–Lo afronto con más ilusión que el primero. Tengo un programa estratégico con el objetivo de hacer crecer a la profesión y proteger los intereses generales del colectivo, aportar desde una perspectiva práctica como mejorar el mercado de trabajo y de la empresa, que al fin y al cabo son nuestros clientes.

–¿Cómo están los graduados sociales tras este año de pandemia?

–El colectivo ha sufrido bastante, pero ha demostrado sus fortalezas que están integradas en nuestro ADN y que son la formación continua y el compromiso de ser competitivos. El mayor agobio que pasamos estuvo relacionado por el colapso de los sistemas públicos de gestión que ralentizaban e incluso sembraban la incertidumbre sobre cuestiones como si una prestación colectiva de desempleo estaba tramitada o no, y también la imposibilidad de poder contactar con la administración pública para poder preguntar por las gestiones realizadas e informarse, todo debido al colapso de tramitaciones masivas derivadas de las necesidades de la crisis del coronavirus. En otro contexto no hubieran existido tantos problemas.

–¿Están siendo eficaces los ERTE cuya vigencia acaba de ampliarse hasta finales de septiembre?

–Los ERTE fueron más eficaces que en la crisis anterior donde se optó más por la herramienta del ERE que del ERTE. Por tanto, creo que los ERTE vinculados a las ayudas fueron un acierto por parte de los agentes sociales y el Ministerio de Trabajo. Es una medida que está aguantado el empleo, sin sufrir despidos masivos.

–¿Cuáles son las principales preocupaciones de los trabajadores asturianos?

–Desde el servicio de orientación laboral gratuito que en el Colegio tenemos a disposición de los trabajadores vemos que las principales preocupaciones se centran en el futuro del empleo y que este sea de calidad; hay consultas sobre irregularidad en los contratos de trabajo y de condiciones laborales por debajo de convenio e incluso de los mínimos legales, algo que va en aumento; y también las hay por el miedo a la reforma de pensiones que penalizará a las personas que estén cercanas a la jubilación.

–¿Se han precarizado las condiciones laborales durante este año de pandemia?

–Han aumentado las situaciones irregulares o, mejor dicho, han salido más a la luz las contrataciones temporales irregulares, las horas extra y otras irregularidades que deben ser también corregidas por la autoridad laboral. Pero no son la mayoría de las empresas, la mayoría cumple perfectamente.

–¿Hay que reforzar la inspección de trabajo?

–En Asturias hay pocos inspectores, por lo que es imposible que puedan cubrir las necesidades de la región; aun así, hacen un esfuerzo importante con el personal de que disponen.

–¿Hay muchos asturianos pensando en adelantar su jubilación?

–La reforma de pensiones está pensada para corregir una necesidad antigua, ya desde la reconversión industrial, cuando la empresa necesitaba descargar trabajadores de una edad avanzada y de ahí nació la jubilación anticipada. Tras el paso de los años se generalizó como el modelo de jubilación más elegido entre los pensionistas y eso desequilibró parte del sistema financiero de la caja de las pensiones. Pero el problema no es la jubilación anticipada, el problema es que el Pacto de Toledo no se entera de que, para reformar la casa de la jubilación, no debe empezar por el tejado, sino por la base, para luego poner las paredes, los pisos y, por último, el tejado. Si reformo el sistema en la forma de acceso, pero no se adaptan la educación y la formación continua a la necesidad de la empresa, y a su vez se invierte en generar trabajo para que las empresas contraten, el sistema de pensiones se va a ver mermado, mires desde donde lo mires y desde cualquier escenario posible.

–¿Penalizar la jubilación cierra la puerta de entrada de los jóvenes al mercado laboral?

–No va ligado. Para no desvalorar el trabajo de los jóvenes sin experiencia, o las personas que a una edad avanzada ya no tienen cabida en el mercado laboral, lo primero que hay que hacer es dejar de sembrar esa cultura en la mente de todos. El empresario debe contratar por necesidades y a la mejor persona candidata, no debe valorar comprar trabajadores porque están subvencionados o bonificados, eso es un error por parte de las políticas de los diferentes gobiernos, que se deben centrar en acciones para elevar la carga de trabajo en las empresas, para que contraten sin mirar nada más que el candidato idóneo.

–¿Por qué hay tanto paro juvenil en Asturias?

–Es una cadena de situaciones que no se han corregido. Por un lado, se han perdido empresas que generaban puestos de trabajo. Por otro, la burbuja del emprendimiento fue un espejismo, no se puede generar la locura por emprender que se ha generado en Asturias, no es cierto que todo el mundo tenga la capacidad de poner en marcha su propio negocio.

–¿Hay que eliminar la última reforma laboral?

–El Estatuto de los Trabajadores contempla una serie de cuestiones que deben cumplirse, si no se hace es cuando hay que hacer reformas, y no valen aquellas que no sean prácticas. Es como lo que ocurre con el tema de la subcontratación. No pasa nada por subcontratar, pero no debe hacerse con unas condiciones peores y que la competencia sea en coste. Hay que competir en cliente, en calidad, pero no en coste.

–La Unión Europea exige una serie de reformas para que lleguen los fondos europeos.

–Bruselas pide equilibrio. Como acabar con la dualidad del mercado laboral en España. En los años 80, cuando se necesitó más empleo temporal fue cuando aparecieron las empresas de trabajo temporal, pero eso evolucionó a una cultura de que el primer contrato de trabajo es temporal por ahorrarse dinero. El problema no es la dualidad del mercado laboral, el problema es que nadie controla la entrada de un contrato en fraude de ley cuando se da de alta en el Servicio Público de Empleo.

–¿Adónde debería destinarse el dinero de esos fondos en Asturias?

–A transformar la formación y hacerla más profesional. Se podría invertir en situar los másteres universitarios y algunas FP vinculados a la empresa en el Parque Tecnológico de Llanera, desde donde crear un punto de investigación y desarrollo empresarial basado en los propios estudiantes, y que sirva de fuente de reclutamiento de las empresas, con dos puntos vinculantes en Navia y Llanes, para dar fuerza a la empresa que hay e intentar crear y atraer nuevas empresas hacia puntos accesibles para los trabajadores asturianos donde se está asentando más actividad empresarial por las tendencias empresariales en Asturias. También deben vincularse a la estrategia emprendedora de forma autodirigida, si una empresa de Asturias necesita algo para fabricar u ofrecer un servicio que adquiere fuera, o no encuentra en la región, analizar si por medio de algún emprendedor se puede poner en marcha una empresa que cubra esa necesidad.

–¿Notan que están llegando más empresas a asentarse en la zona rural?

–Hay más actividad de profesionales. De personas que cogen una casa y que pueden trabajar online.

–¿Cómo puede evolucionar el mercado laboral durante los próximos meses?

–Va a seguir estabilizándose y volviendo a la senda del año 2019. Es posible que tenga una recuperación en el verano, pasará como el del año pasado que hubo muchos turistas, lo que hizo que el sector repuntara.

Compartir el artículo

stats