Suscríbete La Nueva España

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Las inmobiliarias asturianas prevén que la vivienda tienda a moderar su precio

Los profesionales de la región constatan un aumento de vendedores y un mantenimiento o caída de los compradores, según el barómetro de UCI

Edificios de viviendas en construcción. | Europa Press

Los profesionales del sector inmobiliario asturiano prevén un descenso moderado de los precios de la vivienda en la región y son los más pesimistas de España (lo son solo menos que los de Castilla-La Mancha) sobre la evolución de su actividad tanto en su percepción sobre lo ocurrido en el tercer trimestre como en su proyección para el tramo final del ejercicio. Así lo recoge el barómetro inmobiliario realizada mediante una encuesta por Unión de Crédito Inmobiliario (UCI), una entidad financiera presente en España, Portugal, Grecia y Brasil.

La mitad de los agentes inmobiliarios asturianos prevé una estabilización de las compraventas de vivienda y la otra mitad considera que se producirá un descenso. Casi la totalidad de los profesionales consultados apuntan a un caída del precio de la vivienda.

Este descenso previsible obedece a que mientras se mantiene e incluso crece el número de vendedores (así lo asegura la casi totalidad de los profesionales asturianos consultados), siete de cada diez han constatado el mantenimiento e incluso ligero descenso de los compradores. Y la casi totalidad de los encuestados en el Principado vaticina una estabilización o aumento de la oferta y la continuidad del descenso de la demanda.

De este modo, la brecha entre la oferta y la demanda de vivienda libre continuará ampliándose, según el barómetro, hasta al menos final de año.

Los agentes inmobiliarios de Asturias y Castilla-La Mancha son los más pesimistas

decoration

Esta tendencia, aunque más acusada en Asturias, es común en el resto de España: el 39% de los encuestados en el conjunto del país percibe menos compradores y el 63% constata más vendedores.

El pesimismo entre los agentes asturianos se agudizó en esta edición del barómetro al pasar de una estimación de 7,5 puntos sobre 10 en la anterior encuesta a un nivel de 5,5 puntos en la actual.

"La descomposición entre la oferta y la demanda podría suponer una bajada de precios generalizada", explica el informe, "aunque la resistencia a la bajada de precios" se mantuvo en el tercer trimestre. Según el 74% de los encuestados, los precios se mantuvieron e incluso repuntaron. En Asturias, la mayoría de los inmobiliarios apuntan a que habrá un descenso moderado tanto de los precios como de las compraventas a corto plazo.

Entre los factores que influyen en este diagnóstico se apuntan la guerra de Ucrania y la elevación de las tasas de interés. El barómetro recuerda que el Banco de España alertó recientemente que las tasas seguirán subiendo hasta que la inflación baje al 2%, objetivo del Banco Central Europeo, La tasa de inflación española se redujo en octubre al 7,3%, según el Instituto Nacional de Estadística (INE). La media de la eurozona, que es la que toma como referencia el BCE, ha seguido al alza y se situó el mes pasado en el 10,6%.

Euríbor

El euríbor a doce meses, el indicador más utilizado en España para calcular las hipotecas, sigue al alza y se acerca aún más al 3 %, ya que la tasa media provisional en noviembre –a falta de varias sesiones para que finalice el mes– se sitúa en el 2,8%, superior al 2,629% de octubre, y muy lejos del -0,487% que marcó en noviembre de 2021, según los datos de mercado recogidos por Efe.

Este endurecimiento del euríbor implica que la cuota volverá a verse fuertemente encarecida para los hipotecados que tengan que revisar su préstamo a interés variable con el euribor de noviembre.

En el caso de un préstamo medio de 150.000 euros a 25 años con un diferencial del 1%, la cuota pasará de los 533 euros a pagar 777, lo que supone unos 245 euros más al mes, o casi 3.000 euros al año.

El euríbor lleva subiendo durante todo el año ante las alzas de los tipos de interés que ha acometido el Banco Central Europeo (BCE) para controlar la inflación, y aunque en noviembre vuelve a incrementarse, lo hace con menor intensidad que en meses previos.

Compartir el artículo

stats